Reportajes

Ver todos los articulos de Reportajes
Hernán Medford, adorado en Pachuca, pero recordado en México por el “Aztecazo”
Hernán Medford, adorado en Pachuca, pero recordado en México por el “Aztecazo”
Escribe: Andrés Quinones

Hernán Medford, adorado en Pachuca, pero recordado en México por el “Aztecazo”

Andrés Quinones
Medford fue el primer jugador en Pachuca que fue homenajeado retirando su número 17, pero en todo México es recordado por el segundo gol de Costa Rica en el 1-2 en el Azteca.

Por: Andrés Quiñones P.

andres@donbalonusa.com

 

Hernán Evaristo Medford Bryan es tal vez uno de los más prolíficos jugadores, ahora técnico, de Costa Rica, acumulando un sin número de logros personales en sus dos facetas. Como jugador conquistó Pachuca, pero también fue odiado en México después de que anotó el segundo gol en el Azteca, un 16 de junio de 2001, cuando los Ticos superaron a los norteamericanos por primera vez en su historia en ese estadio por 2-1. 

 

Sus decisivos goles hicieron que fuera amado en su país, por si a nadie se le olvida ese tanto en el Azteca para generar el histórico aztecazo, casi al mundo entero no se le olvida esa gran actuación de Costa Rica en el Mundial de Italia 90, donde con el segundo tanto en la victoria de su equipo sobre Suecia por 2-1, llegaron a los octavos de final con un Medford de tan sólo 22 años de edad.

 

Debutó a los 18 años de edad con la Sagrada Familia en 1986, gracias a su buena campaña un año después uno de los equipos más grandes de su país se fijó en él, Saprissa, equipo en el que no sólo como jugador encontró su mejor nivel, sino que también como técnico algunos años después. 

 

Después de tres años en esta escuadra donde conquistó dos campeonatos nacionales, 1988 y 89, se llegó el Mundial de Italia 90 donde deslumbró a propios y extraños. Gracias a sus goles, el Dynamo Zagreb de Croacia, antes Yugoeslavia. Allí estuvo una sola temporada llegando después al Rapid Viena de Austria para posteriormente llegar al Rayo Vallecano de España con el que estuvo poco tiempo para ser prestado al Foggia de Italia. Con tan solo 25 años de edad Medford ya era todo un trotamundos en el fútbol.

 

Su paso por el viejo continente no fue el mejor, por tal motivo en 1993 regresó al equipo de sus amores y donde era una de sus figuras indiscutibles, el Deportivo Saprissa, pero tal vez, acostumbrado a estar poco tiempo en los clubes, como lo había hecho en los últimos cuatro años, una sola temporada estuvo en el “Mostro Morado”, la que le bastó para salir de nuevo campeón en el balompié de su país. 

 

Después de toda esa inestabilidad futbolística, a  los 26 años de edad llegó a Pachuca, donde escribiría su nombre con letras doradas. Llegó en el proyecto de la familia Martinez para hacer regresar a este equipo a la Primera División mexicana, algo que lograrían en 1998, último año en este club donde salió goleador, fue tal su influencia y éxito en esta escuadra, que se convirtió en el primer jugador al que, como homenaje, retiraron de su plantilla el número 17, dorsal que portó durante 4 años en esta organización. 

 

Los tres años siguientes, Hernán Medford pasó a León y después a Necaxa, los dos equipos en la Primera División azteca. En los dos clubes mantuvo su buen nivel, destacándose por su velocidad y goles hasta el año 2002, justo antes del Mundial de Japón y Corea. 

 

Con su selección en la Eliminatoria protagonizó el aztecazo, al que ya hicimos referencia, sin embargo su selección, y él, no tuvieron un buen mundial, no repitieron la buena campaña de 12 años atrás en Italia. Al finalizar la Copa del Mundo regresaría a su país para incorporarse, de nuevo, al club que lo vería crecer como figura, y también extinguirse ya que un año después vendría su retiro como futbolista en activo para comenzar una nueva faceta, también algo triunfal, como técnico. 

 

Inmediatamente después de colgar los zapatos para futbol con el Saprissa, en el año 2003, se puso el traje de técnico para dirigir a este equipo, mismo con el que alcanzó su primer título como estratega en 2004, repitiendo en el 2005. 

 

Ese último campeonato en su país, lo llevó hasta la Copa de campeones de la CONCACAF, misma que también ganó, derrotando en la final al Pumas mexicano que dirigía el prestigioso Hugo Sánchez. En diciembre de 2005 llegó, con el Saprissa hasta el Mundial de Clubes, obteniendo el honroso tercer lugar, convirtiéndose en el mejor equipo del área que ha llegado tan lejos en esta copa, algo hasta hoy no igualado. 

 

Pero si como jugador estuvo en distintos equipos, como técnico ha sido igual. Después de obtener otro campeonato con Saprissa en la temporada 2005/06, y pasar por la selección nacional de su país donde logró la Copa de la UNCAF en 2007, pasó al León mexicano en 2009, para el 2010 regresó a su país con el Liberia, 2011 Limón FC, al año siguiente y hasta 2013 con el Xelajú de la primera División en Guatemala, después pasó por el Real España de Honduras y en 2014 con la selección nacional de ese país, regresando a Real España en 2015 y al Xelajú en 2016. 

 

Es ese trasegar de clubes, fue campeón en Guatemala en 2012, Honduras 2013 y hace un año, en 2016 con el Herediano de su país, club al que actualmente esta dirigiendo. Fue elegido como el mejor entrenador de la CONCACAF en el año 2006.

 

Escribe tu comentario

Articulos relacionados