El cambio radical de Michelle Lewin: ¡el antes y después del gym!

Brutal la diferencia de cuerpos y músculos

Esto era un antes y un después de sesiones de gimnasio y deporte a mogollón. Esto era una que no estaba todo lo contenta que debía con su cuerpo, aunque a simple vista tampoco se viera nada mal. Esto era una que decidió hacer todo lo posible para cambiar la forma y el tamaño de su anatomía, y al final, lo consiguió. Esto va de fijarse una meta y empeñarse en conseguirla, y de eso sabe un rato Michelle Lewis y su cuerpo, objeto de deseo, de críticas y alabanzas pero del que la modelo de fitness presume, que lo suyo le ha costado. Y es que Michelle es una de esas que no reniega de su pasado, que no oculta publicaciones de cuando parecía otra y que las da conocer con la misma naturalidad que lo hace con las de hoy en día. Y es que hace años la maniquí de de bikinis no llevaba para nada una vida parecida a la que lleva ahora, su peso era mayor, el ejercicio que prácticaba era más bien poco y su dieta no se regía por salud sino por hambre. 

La chica que trabajaba como empleada en una clínica local de su Venezuela sabía necesitaba hacer algo con su vida, pero no el qué. Desde que comenzó con el deporte, las rutinas de ejercicios y la dieta sana, Michelle es otra. Y aunque es consciente de que la fuerza de voluntad que se necesita para llevar todos los días a cabo esta tarea es grande, ella concede todo el mérito al que es su marido, Jimmy Lewin, que comenzó siendo su entrenador personal y que a base de compartir sudor y músculos, decidieron comparatir vida. Y como a ella le fue bien, comparte videos y fotos para animarnos a seguirla. Que quien la sigue, la consigue, y nadie mejor que ella como ejemplo.