Clase, elegancia… ¡y ojo al escotazo!, ¡Jennifer López directa al Olimpo!

Se planta sin pudor ante los flashes

De concierto en concierto, de estreno en estreno, Jennifer López puede tocar el cielo con las manos: el éxito es suyo. Ha sido capaz de triunfar en la canción, como actriz y como diva de la moda y las tendencias. Pocas celebrities tienen el empuje de la reina del Bronx, menos aún tiene el ejército de seguidores que posee la artista.

Se puede baremar este poder de atracción no solo por los millones de fans que posee en sus perfiles sociales, también por el impacto que generan sus looks, muchos de una extravagancia tremenda. J Lo acostumbra a salir a la calle tanto como con ropa deportiva elocuente pero mundana como con los bolsos y las faldas más exclusivas.

Jennifer López con gafas de sol

Además da mucho juego, tan activa es en su carrera profesional sobre los escenarios y ante las cámaras, como en sus diferentes romances, algunos de película como el que mantuvo con Ben Affleck, otros más acordes a su tonalidad, como el de Marc Anthony, y otros más estables y sorprendentes como el actual con la ex estrella de baseball Álex Rodríguez.

Lo que sí no ha cambiado nunca en J Lo es su desbordante personalidad para arrasar allá con lo que se proponga. Prueba de ello es el desenfado y la seguridad con la que se muestra ante los focos, sea cual sea la guisa que haya decidido adoptar. Sin ir más lejos solo hace falta ver cómo se ha mostrado ante los flashes de los fotógrafos en una aparición oficial y pública: viste americana, diamantes y joyería de mucho peso y ausencia absoluta de sujetador para dejar ver un enorme escote que ha sembrado el interés de todos.

Classy and Posh”, con clase y elegancia le firman, algo que han corroborado los diferentes seguidores y fans de la americana. Todo un lujo.