Daniela Ospina presiona a James Rodríguez con una bomba de su hija Salomé

La cafetera habla con su ex marido

James Rodríguez se encuentra disputando la Copa América con su selección, Colombia, que de momento lleva tres victorias de tres posibles, con un balance de cuatro goles a favor y cero en contra. Unos números que invitan al optimismo.

El sábado se medirán a la Chile de Alexis Sánchez y Arturo Vidal, un encuentro, correspondiente a los cuartos de final, la primera fase eliminatoria, que ocupa las miradas de todos. Sobretodo del mediapunta de 27 años, que sueña con levantar un título con su país.

El futbolista del Real Madrid está plenamente concentrado y no quiere distracciones. Por eso, evita hablar de su futuro y le ha pedido a su agente y representante, Jorge Mendes, que no le informe acerca de posibles ofertas ni mantenga conversaciones con nadie. Eso ya lo decidirá una vez finalice el torneo.

Sin embargo, es inevitable no hablar sobre ello, pues se lleva varios meses rumoreando donde puede acabar jugando, ya que no cuenta para Zinedine Zidane. Su destino más probable es el Napoli de Carlo Ancelotti, pero varios equipos pretenden aprovechar que no hay ningún acuerdo cerrado para hacerse con sus servicios.

Entre ellos, diversos clubes de China o de Catar, que quieren dar un golpe sobre la mesa llevándose a una estrella a su liga, algo que ya han hecho con futbolistas de primer nivel como Hulk, Axel Witsel, Oscar, Ramires, Xavi Hernández, Mascherano, Lavezzi…

Una oferta poco atractiva a nivel deportivo, pero prácticamente irrechazable a nivel económico, pues le pagan un sueldo de locura que le permitiría estar en el top de futbolistas mejor pagados del Mundo.

No obstante, James ha recibido un mensaje inesperado de Daniela Ospina, su ex mujer, que le suplica que no se vaya de Europa. ¿El motivo? ¿Acaso tienen intención de volver juntos? Pues no, es por su hija, que recientemente cumplió seis años, Salomé.

Como buena madre, no quiere que pase tanto tiempo si ver a su padre y le pide que juegue cerca de España, donde residen, para poder visitarla, al menos, un par de veces al mes.

El aspecto sentimental cuenta mucho…