¡Esto sí que es grande! Tammy Bar gana a Kate Upton ¡y a todas!

No hay duda que tamaño no le falta

Este año los regalos de Navidad se han adelantado y como quien no quiere la cosa nos ha caído un regalo en forma de diosa terrenal con el nombre de Tammy Bar.

Razones para estar en la sección rosa y para escribir una novela sobre todo lo suyo no le faltan, y si no saltaran a la vista, cosa poco probable, ya se encargaría ella de hacer que fueran más evidentes de lo que son, cosa de poco esfuerzo.

Y es que las hay con suerte y de las que consiguen vivir o hacerse con su parcelita de fama haciendo lo que les gusta y a la vez luciendo palmito, porque se trata de que no te olviden ni por lo que tienes, ni por dónde has estado, y en esto Tammy es toda una artista de Instagram, ¡qué mala es la envidia!

Y si hasta hace relativamente poco el pastel de los cuerpos más curvy estaba dividido casi que casi a partes iguales entre Anastasiya Kvitko y Demi Rose, hoy hay que dividirlo en un pedazo más que corresponde a la señorita Bar, a Tammy, que viene reclamando lo suyo.

Guapa, con volumen digno de estudio y aficionada a posar y publicar, lo de la viajera ha llegado hasta los oídos de la mismísima Kate Upton, otra que no temía que la empujaran de su sitio en la sección rosa pero que tendrá que ponerse las pilas si lo que quiere es continuar que se siga hablando de ella. 

 
 
 
Ver esta publicación en Instagram

You can leave your hat on. 🥀

Una publicación compartida de Tammy Bar (@tammy__bar) el

Un regalo para los ojos de todo el que la mira pero un nuevo bache para todas aquellas que creían tener reservado su sitio hasta el infinito. Les toca mover neurona, sacar piel a la vista o desafiar a Tammy con alguna que otra idea peregrina, y, las de aquí, eso de pensar cosas raras se les da muy bien.