¡Karol G con un bañador de rejilla!: la foto inédita (y más bestia)

La cantante es siempre fiel a su estilo

Hay días en los que a Karol G se le olvida quién es, se olvida de que es famosa y conocida y que los momentos anonimato en su vida son breves y más bien cortos. Se le olvida que siempre hay un objetivo cerquita deseando captar un momento sin maquillaje, con gesto raro o con atuendo diferente a lo normal en la famosa. A la cantante le han pillado varias veces en renuncio, pero esa personalidad tan fuerte y arrolladora que tiene hace que esos momentos pasen como si no hubieran ocurrido. Y esta vez, la verdad, no es que le hayan pillado en un estilo diferente al suyo, mas bien al contrario. La regattoniana está en la playa, en su momento relax y descansando del desgaste de los escenarios. 

Nada podemos objetar a un bañador rojo propio de su estilo, el hacer que las prendas lleven la menor cantidad de tela posible. Y mira que es difícil restarle tela a un bañador. Pues ella, lo consigue. Consigue enrejillar los laterales dando un aire más ligero al traje de baño a la vez que resalta la voluptuosidad de su cuerpo. Hasta aquí, diríamos que nada fuera de lo normal con la intérprete. El caso es que nos sorprende su melena, su cabello, su pelo. Nos sorprenden esas extensiones largas, rizadas y rubias, que, si bien conjuntan a la perfección con la personalidad de Karol, no son nada aptas para la el agua, el sol y la arena. Ahí se ha equivocado la reina del reggaeton. Y aunque ella marque tendencia en lo propio de su estilo, también hay ocasiones en las que peca un poco de vanidosa. A veces, lo corriente y normal debería ser aceptable también para ella. Como recogerse el pelo cuando se está en la playa. Y ya no por cuestión de estilo, sino simplemente, por comodidad.