Kim Kardashian las enseña y están más grandes que nunca

Son las preferidas por encima de su trasero y han enamorado a todos

Todo lo que hace Kim Kardashian es noticia y la última foto en familia no iba a ser menos, por supuesto. La californiana tiene la buena costumbre de mostrar absolutamente todo de su vida y en la última instantánea que ha publicado en instagram se puede contemplar a su familia al completo: su marido Kanye West disfrazado de Dino al que no se le ve ni un centimetro de piel y sus cuatro hijos. Todos ellos están disfrazados de la familia Picapiedra, o lo que es lo mismo, los Flintstones.

Lo más gracioso de la foto fue lo que contó Kim Kardashian que ocurrió durante la toma de la fotografía: resulta que su hija pequeña, que tiene meses, era incapaz de aparecer en la foto sin llorar desconsoladamente por estar asustadísima ante la figura de Dino. Por más que su madre le decía que se trataba de su padre y que podía estar tranquila Chicago no las tenía todas consigo y no se quedo tranquila para nada. Tanto fue así que tuvieron que pedir al fotórgrafo que editase las fotos para que la buena de Chicago apareciese en la foto junto al resto de la familia sin estar llorando a moco tendido.

Es más, si uno se fija bien en la fotografía puede distinguir a otra de las hijas que tuvo que ser añadida a posteriori en la imagen. De primeras uno no se da cuenta pero si se fija detenidamente es fácil saber de quien se trata. Prueba y en 3,2,1… Efectivamente. La peque que también tuvo que ser editada con posterioridad fue North, la segunda más pequeña y que fue incapaz de permanecer quieta posando tanto tiempo. El set que montaron para las fotografías estaba perfectamente decorado de una apariencia jurásica ideal para el momento. Las peques de Kardashian están cada vez más grandes y lucen un aspecto genial. Todos están enamorados de las miniKardashian.