¡Lo reventó! El vestidito de Kim Kardashian no pudo y ¡estalló por un lado!

Ese tamaño tiene esos problemas

Se nota que Kim Kardashian está hasta los pelos de los clones que le han nacido últimamente y llega dispuesta a demostrar que lo suyo es lo original.

Si la fama de Kim y de toda su familia ha traspasado fronteras y no hay ni Galia irreductible que desconozca quién es la Kardashian y cuánto es lo que tiene, el clan formado por hermanas y demás miembros de la familia tampoco se quedan cortos, y eso que entre todas deben de rondar el Guinness en curvas.

Empezó Jimena Sánchez como la Kim Kardashian mexicana, llegó Anastasiya diciendo que tenía también más que ella y luego Demi Rose vio que con lo suyo, también se podía comparar.

Y se ve que harta de comparaciones y con eso de que el copyright y los derechos son de ella – y de su familia también- va la influencer y con una publicación pretende zanjar comentarios, polémicas y comparaciones, ¡qué mal debe de llevar las similitudes de cuerpo!

Dice la del clan que lo mejor para que se juzgue es que se vea, y así lo hace ella. Dice que los vestidos minis son los que mejor le sientan a sus curvas, que si su delantera es tamaño maxi, su retaguardia llega al XXXL, y por triplicado. Dice que a todo lo suyo le favorecen los ceñidos, cuanto más, mejor, pero también dice que a veces los modelitos le juegan malas pasadas

 
 
 
Ver esta publicación en Instagram

Fittings ✨

Una publicación compartida de Kim Kardashian West (@kimkardashian) el

Y es que esta vez, con tanto mini, con tanto escote y con tanto apretar, el vestidito de Kim ha reventado por uno de sus lados, es lo que tiene la suma de curvas en exceso y ceñido sin piedad.

Lo mismo es pura estrategia para que sus copias vean lo que es capaz, que Kim sólo hay una y no le gustan los duplicados.