¡Se lo vio! Y lo tiene más grande: Antonella Roccuzzo en Barcelona

La argentina, protagonista

Antonella Roccuzzo y Leo Messi no pueden descansar ni un solo día. Aunque en este parón de selecciones han aprovechado para tomarse un descanso, lo cierto es que la agenda sigue llena hasta arriba, pues cuando no son invitados a algún evento, son anuncios, cuando no, una sesión de fotos, cuando no, tiene que recoger un galardón… de momento, en apenas un mes ya ha viajado a Mónaco para ser elegido en el once ideal de la Champions League del año pasado, para recoger el galardón por ser elegido el ‘The Best’, al Fórum de Barcelona para ver en directo el estreno del Circo del Sol, que le ha dedicado un espectáculo basado en su vida y su carrera y, ahora, a recoger un nuevo trofeo, después de ganar la sexta Bota de Oro de su palmarés.

Un honor que distingue al máximo goleador de todas las ligas europeas la campaña pasada. Y lo hicieron, también, acompañados de sus hijos pequeños, que también están dando mucho de que hablar, como aclara el capitán del Barça. Porque resulta muy gracioso y curioso ver en acción a los que están llamados a ser los sucesores del mejor jugador de todos los tiempos. Del mayor, Thiago, se dice que es un señorito y que no le gusta dar demasiado el cante. Sin embargo, del mediano, Mateo, solo se dice que ha salido un poco canalla y que ama vacilar a sus hermanos y sus padres. Del pequeño, Ciro, aun no se puede decir mucho porque es muy pequeño, pero Lio asegura que va camino a seguir más los pasos de Mateo que los de Thiago…

Y también tenía palabras para su esposa, Antonella, a la que se rendía y calificaba como perfecta, buena persona, buena mujer, buena amiga y buena madre. Y como no, también decía que era preciosa. Tan solo hace falta ver la imagen que subió ayer para darse cuenta de que no miente. Después de leer eso, seguro que la rosarina ahora tiene bastante más grande… el ego.