¡Mira al espejo! Anastasiya Kvitko se hace esta foto ¡con bomba!

Encontró otra forma de dejarnos boquiabiertos

Se nota que está hasta los pelos de aguantar comparaciones y de que lo suyo esté en boca de todos un día sí y otro también. Anastasiya Kvitko se ha cansado de ser la medida para cualquiera que se acerque a lo rosa, que se prepare el resto.

Dice que le gusta vestir como viste, cuando viste, y que lo que escoge, lo que le tapa las partes que le han hecho tan famosa no es lo importante, que lo importante es lo suyo.

Y viéndola no podemos estar más de acuerdo ni renegar de Amanda, de Katya Elise Henry y de las demás que han salido a escena en nombre de la rusa. De Rusia sólo hay una, y es ella.

Sigue con su cruzada de dejar al aire su naturaleza, levantar ánimos y suspiros allá por donde pasa y dejar el listón más que alto para las nuevas glorias que se quieran incorporar al mundo de la farándula y el famoseo, y de momento, sin ninguna duda, saca ventaja a todas.

Sabe cómo explotar cuerpo, curvas, anatomía y look, combinar todo eso para que no quepa lugar a la improvisación y poder sumar adeptos, porque al final esto se trata de eso, de cuantos más likes, más mejor.

Por eso, de vez en cuando y para romper la racha de ceñidos y de reventados, Anastasiya se pone vestiditos de seda, de los que se pegan como un guante y se adaptan a la anatomía.

 

Y no sólo eso. Se para en un espejo que refleja lo grande que es por delante y lo inmensa que es por detrás, abriendo boca y dejando que la imaginación trabaje lo mínimo, que para eso ya está ella.

Toda una celebrity que sabe cómo funciona esto y lo usa en su provecho y beneficio, sin engañar a nadie y enseñando lo que es.

Y es que a curvas, ni Eva Padlock la gana.