¿No había algo menos ceñido? Yanet García altera los ánimos ¡al salir así!

Issa Vegas no lo tiene nada fácil con ella

La suerte que le falta a Yanet García en su periplo americano parece que le sobra en otras cosas. Lo de la televisión fuera de su tierra se le resiste aunque con las rutinas de su aplicación deportiva lo sigue petando. Y continua triunfando con sus publicaciones a base de lucir palmito con prendas muy justas ¡tampoco se puede quejar!

Lo cierto es que dejó Argentina y aunque nunca lo ha confesado siempre pensó que Issa Vegas pudiera alcanzar la misma popularidad que ella, y se equivocó. Pensó que la echarían de menos y que su teléfono no dejaría de sonar pidiendo su vuelta… ¡y tampoco ha sido así!

Ahora que ya sabe que tiene sustituta y que aquella de ‘segundona’ tiene poco, Yanet ha vuelto a lo que mejor se le da hacer después de practicar deporte, ha vuelto a dejar con la boca abierta a todo el que ha visto su publicación, y no es para menos.

Aunque ¡debería estrujarse algo más las neuronas y buscar una alternativa a lo de siempre!

Pero es que lo de siempre… ¡nos gusta!

Y es que Yanet es noticia hasta cuando va a la playa, y no a bañarse sino a contemplar una puesta de sol.

¡Sólo ella elegiría un modelito como el que se ha puesto para estar en la arena!

Claro que si se tiene en cuenta que su intención además de ver el sol es que veamos el tamaño de sus curvas ¡todo tiene sentido!

No se puede negar, Yanet tiene un físico impresionante que se nota doblemente cuando usa prendas tan ajustadas como la que lleva ¡y eso que el outfit no pega nada con el decorado que ha escogido para lucirlo!

La publicación debe de tratarse de otro de los intercambios de mensajes entre las dos argentinas que dicen ser conocidas y para nada amigas, para que Issa sepa que no puede bajar la guardia porque Yanet no piensa aflojar… ¡ni en las publicaciones ni en sus estilismos!

Lo bueno de todo esto es que mientras ellas se empeñan en demostrar quién es la que tiene más nosotros disfrutamos de lo lindo contemplándolas ¿o no?