¡Peligro! Los leggins de Anastasiya Kvitko no pueden con tanto: ¡Mira!

Lo suyo es usar tallas pequeñas

Cuando creíamos conocer todos los ángulos y todos los perfiles de Anastasiya Kvitko, va la modelo y encuentra uno nuevo con el que posar y dejar que veamos que lo suyo no conoce límites.

Si no fuera porque hacemos un seguimiento continúo de sus curvas podríamos pensar que retaguardia y delantera aumentan a medida que pasan los días ¡cómo lo hará!

Lo mismo nuestros ojos no son capaces de hacerse con todo ese tamaño y de ahí la impresión, que todo es posible.

Lo cierto es que la modelo juega como nadie con las tallas, con las prendas, con los ceñidos y con los bikinis, lo hace por su profesión y porque le gusta, y a nosotros también.

Pero hay ocasiones en las que Anastasiya se pasa, en las que las tallas que escoge para dejar a la vista lo suyo son desasiado pequeñas, en vestidos, pantalones o leggins, da igual.

Porque si nos tuviéramos que preguntar cómo es posible que la maniquí se haya embutido en unos leggins semejantes a los de la publicación no encontraríamos respuesta.

Si tuviéramos que pensar en el movimiento al andar y la tirantez de este tipo de tela, pensaríamos en imposibilidad y casi milagro. 

 
 
 
Ver esta publicación en Instagram

@fashionnova @fashionnovamen Ad 🌙

Una publicación compartida de AK (@anastasiya_kvitko) el

Y lo más importante vendrá después de la sesión de fotos, cuando la maniquí intente quitarse la prenda, ponerse cómoda y respirar… ¿cómo crees que vas a ser capaz hacerlo, Anastasiya?

Que si ya es difícil ponerse esos leggins que no pueden contener ni cantidad ni volumen de retaguardia, quitárselo va a convertirse en una obra de ingeniería.

Lo mismo pasa como en otras ocasiones, que las costuras estallan y ya no es necesario ni pensar en ello.

Que contigo está todo pensado, postura, estilismo y forma de poner y quitar, estás en todo con lo tuyo, no te queda otra.