Sara Corrales sin vergüenza nos lo enseña y sí, ¡es enorme!

La colombiana no dudo en mostrarnos su bien más preciado. La locura se ha desatado

Llevaba ya varias semanas con problemas de salud y definitivamente estos han podido más que sus ganas de querer hacerlo bien y de seguir gustando. Sara Corrales ha tenido que abandonar definitivamente Master Chef Celibrity Colombia por sus problemas físicos. A unas molestias que le impidieron estar en algunos de los retos se le unió un percance mientras cocinaba que le afectó a la visión.

Muchos de los telespectadores del conocido programa están consternados ante la ausencia de la actriz y modelo colombiana. En redes sociales hemos podido leer de todo y aunque también tiene alguna crítica por haber dejado el programa repentinamente la mayoría de los mensajes son positivos.

Qué sentido tiene el programa sin Sara Corrales, a mí que me lo expliquen”. “Ahora que estaba cocinando y aprendiendo se va, no es justo para ella. Todo mi apoyo”. “A mí me ha parecido toda una estrategia suya. Siempre me da la sensación que algo oculta Sara. Pero la verdad estaba disfrutando con ella en el concurso”.

La verdad es que su participación estaba siendo positiva para ella, que llegó sin apenas encender un fogón, y que se va del programa siendo una de las candidatas a ganarlo. Una progresión realmente espectacular y que habla muy bien del buen trabajo realizado durante sus 3 semanas en el reality.

Ayer subió una foto que nos ha dejado sin palabras. Ella en el salón de su nueva casa, presumiendo de haber cumplido un sueño. Y no es para menos. Y es que es una mansión por lo que se puede ver. Un salón enorme. Una estancia para pasar las Navidades ahora con su familia y poder disfrutar en adelante con buena compañía.

 
 
 
Ver esta publicación en Instagram

Haciendo realidad lo que siempre soñé... mi hogar 🏡 💝 . . #myhome #homesweethome #saracorrales #mexico #actress #model #deco #decoration #dress

Una publicación compartida de SARA ✮ CORRALES (@saracorrales) el

Ella ha aprendido a cocinar y encima estrena casa. No es una mala forma de acabar el año para Sara Corrales.