El selfie secreto de Lina Tejeiro con un top de rejilla (y sin sujetador)

La actriz presume de belleza

No vayas a creer que todos los selfies del mundo son igual de malos para todo el que lo hace. Que aunque tú los hagas con el brazo extendido y el cuello estirado y con la intención de que tu papada no parezca un pedazo de carne blanda, las hay que en esto de la autofotografía son capaces de acercar tanto el objetivo a sus caras que hasta se le pueden contar los poros de la nariz. Las hay que saben cómo salir divinas en esta odisea que todos intentamos y que la mayor parte de las veces tan mal nos retrata. Lina Tejeiro es una profesional en el arte de los selfies y del posado. Sólo tienes que verla para darme la razón. 

Como profesional ya conocíamos su faceta de actriz, pero va a ser que la colombiana sabe hacer estupendamente otro montón de cosas. Como los selfies. Mira con que gracia y soltura se dirige a la cámara. Cada milímetro de piel en su sitio, sin moverse. Y mirando fíjamente, intimidando a la cámara, sin pestañear, con la tranquilidad que de saber que siempre que te fotografías, sales estupenda. Pero a la que fuera la televisiva Sammy no le basta con todo eso. Ya puestos, se dedica a impresionar. Para eso, nada mejor que dejar plasmado también escote. Que se note. Para terminar de rematarlo. Y a ser posible, con alguna prenda diferente a las de siempre. Lo mejor, con un top, pero de esos que llevan rejilla y permiten el paso de la luz y de las miradas. Estilismo y pose perfecto. Sólo nos queda rematar con nuestro asombro por un resultado tan bueno dentro de la trayectoria de desatres en la historia del selfie. Y reconocer por nuestra parte una pizca de envidia, para qué negarlo.