¡Sofía Richie no tiene frío! Mira cómo sale a la calle

¡Pero le queda bien!

Hablar de Sofía Richie es hablar de estilo y de forma de combinar prendas que nunca se nos hubiera ocurrido pero que pegan. Lo cierto es que su profesión es un plus y que dejarse aconsejar por los grandes también le quita un poco de mérito a la cosa, pero el rollo vestimenta al estilo ‘joven sin un duro’ pero con la cuenta corriente repleta, le va.

 

Aunque al hablar de los Richie nos remontamos a épocas en las que su padre lo petaba, no es necesario irnos tan lejos para comprobar que antes de Sofía estuvo su cuasi o medio hermana Nicole Riche que le allanó el camino que después ha seguido Sofía con igual éxito que la primera.

Dicen que cuando eres una millennial lo de mezclar prendas a la hora de vestirte sale sólo, que da igual la profesión a la que te dediques, que se te da y se te ve. Y Sofía entra dentro de este cupo, debe ser por esto, y por ser modelo que cada una de sus apariciones sean de lo más copiadas, lo mismo debería plantearse pedir derechos a cada una de sus réplicas. Y es en eso de que lo deportivo con lo elegante suma en lugar de restar Sofía es una máquina.

 

 
 
 
Ver esta publicación en Instagram

Shop now @missguided #babesofmissguided #missguidedpartner

Una publicación compartida de Sofia Richie (@sofiarichie) el

Trajes de chaqueta y tennis en los pies, o top de los de hacer deporte y falda más seria como el look más apropiado para ir a la oficina, y curvas, medidas y estilo no le faltan.

Si el resto del género femenino se está planteando copiar el outfit de hoy, que vaya teniendo en cuenta que en Sofía se dan todas las bondades de la naturaleza, que es modelo, que cumple con la talla y para más inri, es guapa. Que lo mismo nos molesta que no nos siente como a ella, lógico.