Taylor Swift y Katy Perry sueltan la bomba a Beyoncé y Orlando Bloom

Las dos divas pueden ser la sorpresa conjunta

A vueltas con la boda secreta de dos de las celebridades más sonadas y seguidas del panorama norteamericano como son Orlando Bloom y Katy Perry, nos llegan bastantes buenas nuevas que sacuden la vida de los dos y por ende de sus millones de fans. Por un lado, tenemos novedades en cuanto a su día a día, donde hay revelaciones sorprendentes del intérprete con respecto a la intimidad de Perry, pero no solo eso, porque la cantante, además de madre, tiene bomba lista en lo profesional que puede ir de la mano de Taylor Swift.

Empecemos por esto último por ser lo más refrescante en el mundo de la música pop. Y es que la cantante puede buscar pareja musical en Swift, siendo uno de los duetos más esperados por mortales y celebrities de la más alta talla. Como decimos tenemos constancia que tal colaboración no solo gustaría a muchos fans, sino a grandes estrellas de la talla de Beyoncé, ya que fue la propia Swift quien reveló que la diva y mujer de Jay-Z le dejó una nota en los pasados Premios Grammy, una que revela su admiración y afecto: “fue genial verte el domingo por la noche. Gracias por siempre ser tan solidaria. Enviar amor a ti y a tu familia”, le escribió Beyoncé a Swift.

Pero volviendo al asunto del dúo de la de Santa Bárbara con la de West Reading cabe resaltar que esta posible formación no es producto de la imaginación, sino que sendas divas se desmarcaron anunciándolo, o al menos dejándolo entrever, en el programa de 'American Idol' durante una actuación, donde Perry dijo: “¿Puedes imaginar, si Taylor y yo trabajáramos juntos, qué podríamos hacer?”.

Indudablemente Katy Perry ha recuperado la sonrisa tras volver con Bloom y el paso atrás en su vida que dio en 2017, cuando se separó del actor y donde incluso llegó a pensar en el suicidio, como comentó en el programa de radio canadiense ‘Q on CBC’. Sorprendentes palabras; como las de Bloom que ha dicho que tiene poco contacto físico con Perry desde que son padres, pero que se hallan muy felices. Bloom y Perry están de moda y están vigentes, ambos en plenitud profesional y personalmente.