El vestido de Amanda Cerny esconde un detalle escandaloso: ¡Ojo!

¿De verdad pensó que no se darían cuenta?

Amanda Cerny se olvidó de que nada se escapa a los ojos de sus seguidores, con eso de convertirse- aunque momentáneamente- en vendedora ambulante de pastelitos y llenarse de colores en la ropa, creyó que nadie caería en el truco utilizado. Pero sí, alguien lo vio y alguien lo contó.

Vamos a concederle el mérito del esfuerzo aunque sólo sea a la hora de buscar qué ponerse para la ocasión. Lucir algo que conjunte con magdalenas llenas de fondant y no dejarlas en segundo lugar a favor de Amanda no es nada fácil. Y tampoco es sencillo aparecer tan estupenda como siempre pero sin querer hacerlo, ¡La humorista ha tenido que pasar mucho tiempo delante del armario para hacer la elección!

 
 
 
Ver esta publicación en Instagram

Off to sell cupcakes on Mars 🌌🧁🍭💫

Una publicación compartida de Amanda Cerny (@amandacerny) el

Y una vez que ya lo tiene decidido por eso de la purpurina y los tonos que hacen juego con los cupcakes, parece que la humorista se dio cuenta de que los tirantes eran demasiado bajo y enseñaban más de la cuenta, ¡magdalenas y físico no pegan para nada!

¿Qué mejor remedio que acudir a los trucos más caseros cuando no se cuenta con tiempo para replantearse la elección del vestuario?

Y así fue como lo hizo, intentándolo esconder aunque sin mucha fortuna…

¡Amanda ha utilizado una media de tonalidad clara para evitar que se escapara cierta parte de su cuerpo!

Tanto esfuerzo para ser descubierta sin querer, y eso que tampoco parece importarle mucho que se haya destripado el secreto. 

Y es que hay que reconocer que Cerny está guapa y que ha sabido darle el toque perfecto a todo su look ¡incluso con el peinado!

Y todo por culpa de unos pastelitos y por no querer hacerles sombra con su físico, y por lo que se ve, no es que lo haya logrado, ¿no?