Ximena Córdoba se pone un bikini muy pequeño ( ¡y ocurre esto!)

Los errores no van con ella

Las prendas mini tienen lo suyo. Son de esas que sólo unas pocas pueden llevar y que incluso con eso, en determinadas ocasiones, pueden jugar malas pasadas. Son de esas en las que un giro inesperado, un movimiento no premeditado significa destape o enseñar sin pretender, al menos eso dicen las que las llevan. Riesgo a asumir o ganas de estrenar modelito y levantar envidias, a saber cuál de las opciones puede más. Ximena Córdoba es de las que muestra con estilo, de las que enseña lo que tiene sin enseñar, de las de menos es más pero con ciertas condiciones, las que pone ella. Fina y delicada hasta en eso. Lo mismo lo ha aprendido de su faceta de conductora de ciertos programas o de presentadora de otros, a saber, el caso es que sabe cómo hacerlo, que ya podrían imitarle algunas menos diestras en eso. Y conocedora de que los bikinis son de esas prendas que corren el peligro de dejarte a la mínima en boca de todas, Ximena pone remedio con fácil solución.    

 
 
Ver esta publicación en Instagram

Yessssss! Hoy es viernes y el cuerpo lo sabe 💃 Que planes tienen para hoy ??? 📸 @ernestocoria #viernes #alegria #fiesta #love #relax #ximenacordoba

Una publicación compartida de Ximena Cordoba (@ximenacordoba) el

Vaya estilo a la hora de convertir la parte superior de un traje de baño en algo parecido a un top con medias mangas. Qué arte y qué capacidad para enseñar piel con la mayor delicadeza y con el menor posado. Y, por si fuera poco, como los bikinis mini suelen ser de lo más comentado, la colombiana recurre a las transparencias para evitar chismes. Cubrir lo que uno quiera pero dejando entrever, una indirecta de las que se pilla al vuelo y que tan buen resultado tiene entre celebrities y famosas. Cuerpo torneado, piel tostada y sonrisa amplia, todo lo necesario para gozar del favor del público y de sus seguidores. Otra forma de llamar la atención llevando un bikini mini y con buenos resultados.