Boca: Carlos Tevez, el verdugo de la Liga de Quito hace 11 años

En diciembre del 2008, el Apache fue uno de los responsables de que la institución ecuatoriana no consiguiera el triunfo más importante de su historia.

La victoria de Boca ante Atlético Paranaense, con los goles de Ramón Ábila y Eduardo Salvio, le permitió al equipo de Gustavo Alfaro acceder a los cuartos de final de la Copa Libertadores. En la siguiente ronda, deberá enfrentarse con la Liga de Quito, que eliminó a Olimpia de Paraguay con un resultado global de 4-2.

El compromiso de ida se disputaría el martes 20 de agosto en el estadio Casa Blanca, mientras que la vuelta sería una semana más tarde en La Bombonera (la Conmebol aún no confirmó las fechas). Una de las variantes que contemplará el entrenador para obtener el pasaje a la semifinal es la de Carlos Tevez.

El Apache fue suplente y observó la totalidad del encuentro frente al elenco brasileño desde el banco de los suplentes. Sin embargo, en la próxima instancia podría modificarse el escenario ya que hace 11 años se erigió como uno de los verdugos de la institución ecuatoriana.

1

El 23 de diciembre de 2008, el ex delantero de la Juventus, West Ham y Corinthians, entre otros, fue incluido por Sir Alex Ferguson en la alineación titular del Manchester United que culminó obteniendo el título en el Mundial de Clubes. ¿Quién fue la víctima? La Liga de Quito, que arribó al certamen internacional tras proclamarse campeón de la Libertadores por primera vez en su historia.

Carlitos, quien fue reemplazado por Jonny Evans en el segundo tiempo, conformó un temible ataque con Cristiano Ronaldo y Wayne Rooney, quien convirtió el gol del triunfo 1-0 a los 28 minutos del complemento. En el equipo inglés también se destacaban las presencias de futbolistas del nivel de Rio Ferdinand, Edwin van der Sar, Patrice Evra y Gary Neville.

2

Liga, que estuvo al borde de extender la definición al tiempo extra, era comandado por Edgardo Bauza y exhibió a tres argentinos en la formación: el defensor Norberto Araujo, el volante Damián Manso y el delantero Claudio Bieler.

Dos meses antes, Boca y LDU se midieron de manera oficial por primera ocasión en el marco de los octavos de final de la Copa Sudamericana. En el duelo inaugural, en Buenos Aires, el Xeneize se impuso 4-0. En la vuelta igualaron 1-1 y el club de La Ribera avanzó a los cuartos.