¡Muy fuerte! Zidane lo confirma y todos se quedan alucinados

Esto si que no se lo esperaba nadie

Zinedine Zidane le ha dicho a Gareth Bale que quiere que se quede en el Real Madrid en enero, a pesar de que los madridistas estén vinculados a un acuerdo de intercambio con el Manchester City por Raheem Sterling.

Mucho se ha dicho, pero entre todas esas cosas hay una que llamó más la atención ,se dice que Florentino está preparando un acuerdo de 70 millones más Bale para intentar atraer a Sterling al Bernabéu. El galés también estuvo a punto de fichar en verano por el club chino de la Superliga Jiangsu Suning, pero el acuerdo no se cerró en el último minuto, y su rival de la liga, el Shanghai Shenhua, ahora está interesado. Una oferta más que tentadora

Pero el entrenador del Real Madrid, Zidane, ha insistido en que quiere que el extremo permanezca en el equipo español, a pesar de los rumores habituales de una ruptura entre ambos.

Aseguró que todos decían que no quiere a Bale en el equipo y que espera que se vaya en enero, y lo tachó de ontería",es más añadió que la gente puede hablar de éí, de lo que hace pero que nadie está en derecho alguno de poner palabras en su boca. Más claro el agua. Luego matizó un poco, y afirmó que lo que estaba claro es que no se puede tener el mismo vínculo con todos, pero aseguró que no ha tenido problemas con Bale, incluso cuando todo el mundo se enteró antes que él de las pretensiones del jugador por abandonar el equipo. Hizo un resumen bastante fácil, la situación es que él sigue en el Real Madrid, quiere que se quede y está contento porque el jugador es bueno

Bale no ha jugado desde que marcó en el partido de clasificación de Gales para la Eurocopa 2020 contra Croacia el 13 de octubre, y su última salida al Real Madrid fue el 5 de octubre. El jugador de 30 años de edad ha estado luchando contra una lesión en la pantorrilla, pero fue convocado al equipo de Ryan Giggs por los enfrentamientos de Gales con Azerbaiyán y Hungría. Y parece que sí jugará con su selección nacional, pero no lo hará junto a los blancos. Pero Zidane está contento, él sabrá porque.