¿Será que vuelve? Un goleador nato para el Real Madrid

Florentino Pérez va a tener que estar rápido esta vez

Las redes son algo maravilloso pero no siempre resultan buenas para todos, y para los futbolistas son un tema muy delicado, sobre todo porque por lo general suelen hacer un mal manejo, y esto es precisamente lo que ha ocurrido esta semana en el entorno cibernético de Ibrahimovic.

El ex delantero del Manchester United y del Barcelona, Zlatan Ibrahimovic, se ha convertido en un contrato de publicidad andante, y no es la primera vez que actúa así para una marca, y eso que ya tuvo muchos problemas por un tema parecido hace unos meses. Definitivamente el hombre no aprende.

El contrato de Ibrahimovic con el LA Galaxy de la MLS expira en diciembre, y el ex internacional sueco insinuó que podría fichar por España. El delantero puso un clip en Instagram donde dijo: "Hola España, ¿adivina qué? Voy a volver".

 
 
 
Ver esta publicación en Instagram

You're welcome Spain! Zlatan is now welcoming Spanish players to www.bethard.es. Don't forget to play responsibly, www.jugarbien.es.

Una publicación compartida de Zlatan Ibrahimović (@iamzlatanibrahimovic) el

El vídeo se difundió como un reguero de pólvora, y los aficionados trataron de averiguar a qué club de la liga podría unirse Ibrahimovic. Sin embargo, ha resultado ser simplemente un truco de marketing para promover un sitio de apuestas.

Ibrahimovic ha publicado hoy otro clip en los medios sociales explicando el vídeo original."De nada España", dice Ibrahimovic. "Finalmente Bethard está en vivo y damos la bienvenida a todos los jugadores españoles a nuestro sitio." Como era de esperar, los aficionados están furiosos con la revelación, y uno simplemente le llama "troll".

Otro respondió diciendo: "Zlatan estafó a todo el mundo del fútbol". Sin embargo, un usuario de Twitter se metió con el futbolista para promocionar un sitio de apuestas. "No olvides que el juego está arruinando a tantas familias", estas y otras muchas criticas le cayeron al jugador.

Pero no solo eso sino que alimentó corazones de madridistas que llevan mucho tiempo deseando verle con la camiseta blanca de una vez, puesto que este goleador, con 456 en su haber, en 741 encuentros avalan un fichaje que sería sin duda la sorpresa, además como su contrato expira, el Real Madrid podría obtenerlo por un precio muy bajo, y es difícil creer que a Florentino no le ha tentado la idea.