Con un agónico gol de Messi, Argentina empató 2-2 ante Uruguay

La Albiceleste exhibió una deslucida imagen en el primer tiempo, pero con un nivel discreto en el complemento logró la igualdad con los tantos de Agüero y de Leo, quien marcó de penal en el final.

En el último amistoso antes del inicio de las Eliminatorias rumbo al Mundial de Qatar 2022, la Selección Argentina no exhibió un buen rendimiento, pero con una intervención agónica de Lionel Messi empató 2-2 frente a Uruguay en el Estadio Bloomfield de Tel Aviv, Israel.

El elenco de Lionel Scaloni comenzó el partido desplegando una estrategia diferente a la que utilizó en la victoria sobre Brasil como consecuencia de la postura de su rival. Desde los primeros compases del encuentro, monopolizó la posesión e intentó convertirla en su argumento ofensivo primario para desequilibrar el desarrollo.

1

Pese a gozar del porcentaje mayoritario de la tenencia, lo cual le permitió adueñarse de la iniciativa del compromiso, la extensa circulación de la Albiceleste careció de velocidad. Por lo tanto, no logró hallar resquicios para abastecer a Lionel Messi, Paulo Dybala y Sergio Agüero y no cumplió con el objetivo de desarticular la disciplinada tarea defensiva contraria.

En un escenario con espacios limitados, el astro del Barcelona fue uno de los futbolistas más activos del combinado nacional. Aunque fue víctima de la férrea marca colectiva de los mediocentros uruguayos, brindó destellos de su jerarquía con una acción individual por el centro en la que perdió el equilibrio, pero se mantuvo en pie y desairó a cuatro futbolistas.

2

Los dirigidos por Óscar Washington Tabárez se replegaron en su proprio con un inalterable sistema táctico (4-4-2). Además de no conceder facilidades en labores defensivas con un extremado esfuerzo grupal, consiguió inquietar con transiciones veloces cuando recuperaba el balón.

La monotonía del duelo se vio alterada a los 34 minutos: Lucas Torreira recibió la pelota en la medialuna del área y lanzó un pase preciso a la espalda de Nicolás Tagliafico que cayó en los pies de Luis Suárez y propició el posterior centro raso hacia el corazón del área que fue conectado por Edinson Cavani, quien se anticipó y estableció el 1-0.

De inmediato, a los 38’, Marcos Acuña desbordó por la zona izquierda y ensayó un envío al ras del campo que fue impactado de manera defectuosa por Dybala, quien se redimió, capitalizó el rebote y marcó el empate. Sin embargo, el árbitro israelí Roi Rainshribe anuló el tanto por una mano del atacante de la Juventus en su disparo en primera instancia.

3

En el inicio del complemento, Argentina coqueteó con reestablecer la igualdad por intermedio de una nueva intervención de Messi. A los 8’, tras una falta cometida sobre Agüero en la zona derecha, la Pulga se encargó de la ejecución del tiro libre lejano y con un remate con potencia exigió una de las primeras reacciones de Martín Campaña en la jornada.

El nivel en ascenso que presentó la Albiceleste en el segundo tiempo, donde generó superioridad numérica por los extremos con las proyecciones de Renzo Saravia y Acuña, derivó en que la incesante búsqueda brindase frutos y anotara el empate.

4

A los 18’, Messi asumió la responsabilidad de lanzar otra falta en el perímetro izquierdo del área. Sin embargo, en lugar de disparar al arco, Leo optó por enviar un centro con una elevada cuota de precisión y sutileza que halló la cabeza de Agüero, quien se anticipó al marcaje de Matías Viña y con un tiro de cabeza firmó el 1-1.

El panorama se vislumbraba positivo para Argentina, que tras la conquista desperdició una oportunidad para ponerse en ventaja con un remate de Messi que se marchó desviado. Pero, a los 23’, Suárez dio una cátedra acerca de cómo golpear el balón cuando existe una corta distancia hacia la valla: el delantero del Barcelona conectó con potencia y dirección un tiro libre frontal y anotó el 2-1.

Las esperanzas de la Albiceleste se expiraban, pero Messi salió al rescate en el desenlace del partido. A los 46’, el árbitro Rainshribe sancionó penal por una clara mano de Martín Cáceres. Con la presión sobre sus hombros, el capitán cumplió con la misión y decretó el 2-2 desde los 12 pasos.

Los últimos arrebatos ofensivos de ambos fueron infructíferos y el resultado no se modificó otra vez. Pese al agónico empate y a la deslucida primera parte ante los Charrúas, el combinado de Scaloni finalizó la gira con un balance positivo del rendimiento futbolístico que le permite incrementar la ilusión antes del comienzo de las Eliminatorias.