¡Bombazo! Traición a Florentino, y es de las que duelen mucho

Esto el directivo no se lo esperaba para nada

El entrenador del Everton, Marco Silva, se enfrenta a un dilema antes del partido de mañana en la Premier League contra el Tottenham Hotspur.

Los Toffees se enfrentarán este domingo en Goodison Park a los tartamudeantes londinenses del norte, y los portugueses deberán considerar detenidamente sus opciones en la preparación para el partido. Silva se sentirá como si los Spurs estuvieran ahí solo ara ganar directamente, especialmente porque están en casa y eso siempre sube la moral, aunque hayan ganado sólo tres de sus primeros diez partidos de liga hasta la fecha.

El equipo de Mauricio Pochettino no ha estado en alza en esta temporada, algo que juega claramente en su contra y esta es una buena oportunidad de sumar tres puntos para el Everton, que puede aliviar un poco la presión que hay sobre Silva en estos momentos regalándole a la afición una victoria. 

Muchas pueden ser las recetas que lleven al portugués al éxito o el fracaso, y quizás un hombre que debería considerar en ataque es Theo Walcott, que tiene un historial personal bastante alentador contra los Spurs.

El ex internacional inglés ha marcado siete goles contra los chicos de Pochettino en 21 partidos contra ellos en su carrera profesional, y ha realizado cinco asistencias. Es un resultado decente si se tiene en cuenta que un puñado de esas apariciones fueron como sustituto. Como jugador del Everton, Walcott se ha enfrentado dos veces al Tottenham y ha marcado en ambas ocasiones.

El fichaje que supuso 20 millones al club por el momento comenzó en el banquillo a mediados de la semana con motivo del partido de la Copa Carabao contra el Watford, pero sustituyó al joven Moise Kean en el descanso y asistió a Mason Holgate.

Puede que haya alguna tentación de jugar con Richarlison o Kean fuera de banda, pero el alentador registro de Walcott y su reciente estado de forma deberían dar algo en lo que pensar a Silva.

Y más le vale que piense bien y rápido porque se espera en el partido nada más y nada menos que la presencia del técnico portugués Mourinho quien suena y mucho para sustituirlo. Aunque mou lleva meses rechazando trabajos, pero quien sabe podría aceptar dirigir el Everton, todo puede ser. Lo que supondría un portazo a las aspiraciones de Florentino Pérez que según las últimas informaciones buscaría recuperarle, pero parece que no se va a poder. Todo se verá