Acá no es Gringo

Heinze continúa encabezando la lista de candidatos para dirigir a Newell's. Aún no se pronunció sobre su continuidad en Vélez.

El presente de Gabriel Heinze es muy nítido. Se encuentra disfrutando del triunfo 2 a 0 de ayer, en el José Amalfitani, ante Lanús y desde hoy se mantendrá enfocado en lo que será la serie contra Boca por los cuartos de final de la Copa de la Superliga. El encuentro de ida se disputará el próximo domingo en Liniers. Sin embargo, el futuro del entrenador no está claro: su vínculo con el Fortín vence el próximo 30 de junio y Newell's pretende contratarlo para la próxima temporada. 

Desde comienzos del año, el Gringo fue consultado sobre su continuidad en las diferentes conferencias de prensa, pero aún no manifestó cual es su intención. El mensaje del técnico de 41 años siempre fue el mismo: una vez finalizados los compromisos de Vélez, le dará su respuesta a la dirigencia del club, quien ya le presentó una oferta para renovar el vínculo y seguir con el proyecto que encabeza desde enero de 2018. 

En el panorama del ex defensor del Real Madrid y el Manchester United se vislumbra el interés de Newell's, el club de sus amores. La Lepra, que finalizó 15° en la última Superliga, iniciará el próximo torneo con un promedio bajo que en un principio lo comprometería con el descenso (al igual que Rosario Central, su clásico rival). Por eso, desean recurrir a un ídolo de la institución para superar el momento negativo y equilibrar la situación deportiva. Sebastián Peratta, director deportivo del equipo, negó cualquier clase de contacto con el entrenador.

Un factor de seducción sería el llamado de Gerardo Martino, quien durante su etapa como técnico del club rosarino convenció a Heinze de regresar a la Lepra en el tramo final de su carrera como futbolista. De hecho, el actual entrenador de la selección de México ya se habría comunicado telefónicamente con el Gringo en dos oportunidades para convencerlo de afrontar el desafío. 

El entrenador de Vélez contó con dos ciclos como jugador de Newell's. El primero comenzó en julio de 1996, año en el cual debutó en el club, y finalizó una temporada más tarde cuando se marchó al Valladolid. El segundo fue de 2012 hasta 2014, momento en el que le puso punto final a su carrera como futbolista.

En Liniers, aguardan la respuesta de Heinze. En la Lepra, se ilusionan con su regreso. ¿Qué decidirá el entrenador?