El plan de Burdisso para que De Rossi arribe a Boca

El director deportivo del Xeneize le ofrecerá a su ex compañero en la Roma jugar en Argentina durante seis meses para disputar la fase final de la Copa Libertadores.

La historia de amor y lealtad entre Daniele De Rossi y la Roma llegará a su fin tras 17 años. Desde que el mediocampista anunció que no continuará en la institución luego de que finalice su vínculo el próximo 30 de junio, Boca le abrió las puertas de La Bombonera para comenzar un nuevo romance. Lo que comenzó como un utópico sueño, adquirió matices realistas en los últimos días y en el Xeneize son optimistas con sus posibilidades. La operación no es sencilla y la llave para destrabarla podría ser Nicolás Burdisso.

El director deportivo del club de la Ribera forjó un lazo de amistad con el volante durante los cuatro años y medio que se desempeñó en el equipo de la capital italiana. Por eso, tendría elaborado un plan para convencer al futbolista de arribar a la Superliga Argentina, por quien manifestó el interés de sumarlo de manera pública. La idea del dirigente es ofrecerle un contrato por seis meses, con un oneroso salario, para que dispute la fase final de la Copa Libertadores (en octavos se enfrentará con el Atlético Paranaense), el inicio del certamen local y la culminación de la Copa Argentina. 

De Rossi

El factor que dificulta el arribo del mediocampista italiano es la postura de Sarah Felberbaum, conductora de televisión y esposa de De Rossi. La actriz y modelo británica desea continuar con su carrera profesional en Roma o, en caso de mudarse al exterior del país, optaría por los Estados Unidos para radicarse. Ante este panorama, la idea de Burdisso es contar con el campeón del mundo en 2006 por un semestre para que luego pueda cumplir con el deseo de su pareja.

El capitán de los Giallorossi, que el próximo domingo se despedirá en el Estadio Olímpico ante el Parma, cuenta con dos ofrecimientos de la Major League Soccer. Uno del New York City (donde se retiró su amigo, Andrea Pirlo) y el otro de Los Ángeles Galaxy, que es dirigido por Guillermo Barros Schelotto. 

De Rossi, que cumplirá 36 años el 24 de julio, manifestó en diferentes ocasiones su deseo de jugar en Boca y recorrer el túnel que lleva a los futbolistas desde el vestuario hasta el césped de La Bombonera. En el Xeneize, el emblemático dorsal 16 que utiliza el volante en la Roma se encuentra libre y a la espera de un dueño italiano.