Los tres motivos por los que se complica la llegada de Paulo Díaz a River

El defensor chileno es el único objetivo de Gallardo en el mercado de pases, pero la negociación entre el Millonario y el Al Ahli no avanza. Las diferencias económicas representan el mayor obstáculo.

La línea de meta se aleja con el transcurso de los días. La carrera de River por incorporar a Paulo Díaz se encuentra repleta de obstáculos y el principal objetivo de Marcelo Gallardo en el mercado de pases podría no desembarcar en Núñez.

El entrenador se encuentra conforme con el hecho de mantener al plantel actual y considera que la contratación del defensor chileno resolvería la única necesidad del equipo. Sin embargo, existen tres motivos por los que el arribo del futbolista surgido en Palestino se demora.

El primero, radica en la compleja realidad económica del Millonario, que invertirá en la negociación por Díaz los tres millones de dólares que recibió por la venta del 82,5% del pase de Alexander Barboza a Independiente. La oferta inicial fue de us$3.000.000 y el Al Ahli la rechazó. La próxima propuesta de River será de us$3.800.000 por el 80% de la ficha del marcador central, pero los problemas financieros de la institución aún no permiten que se realice de manera formal.

1

La entidad de Arabia Saudita modificó su postura inicial de liberar a Díaz sólo por la cláusula de rescisión de us$5.000.000 y ahora pretende us$4.000.000 limpios por la transferencia.

Además, surgió otro contratiempo para el equipo argentino. El nuevo técnico del Al Ahli, Branko Ivankovic, les expresó a los directivos que quiere mantener al chileno. Pero, en diálogo con TyC Sports, manifestó que, aunque necesita al futbolista, no le impediría la posibilidad de dar un paso hacia adelante en su carrera.

2

El último motivo que mantiene en pausa la gestión es el tiempo. El Millonario, que el 23 de julio disputará contra Cruzeiro el duelo de ida de los octavos de final de la Copa Libertadores, no cuenta con un calendario que lo apremie y podría dilatar las conversaciones. Mientras que el club árabe desea que la negociación se resuelva este fin de semana.

La misma intención tiene Díaz, quien se encuentra gozando de unos días de descanso en su país luego de haber participado de la Copa América. El defensor ejerce presión desde su lugar para que se concrete la operación y pueda ser dirigido por Gallardo.