Los detalles (y el impacto) de la marcha de Nacho para el vestuario y Zidane

Cederle se trataría de un gesto de club, más que de entrenador. Pero parece que en este caso se impondrá el deseo del futbolista.

Lo que parecía poco probable se ha convertido en casi asegurado. El Real Madrid hará cambios en su defensa de cara a la temporada 2016-2017, después de que Nacho Fernández esté a muy pocos pasos de vestir la camiseta de la Roma la próxima temporada. El cuarto central madridista, sin duda el elemento más polivalente de la zaga merengue de los últimos años junto a Álvaro Arbeloa, probará suerte en un club del extranjero siendo uno de los estandartes de la defensa.

 

Y es que en ningún momento ha querido el futbolista levantar la voz o pedir una salida del club de su vida. Nacho, ex capitán del Castilla y jugador blanco desde que era un niño, ha cumplido con buena nota en su papel de recambio de urgencia y cuarta opción en la jerarquía de centrales del Real Madrid durante años, sin protestar por su falta de minutos y adaptándose a cualquiera de las posiciones de la defensa. Pero esa falta de partidos es lo que le motiva a buscar nuevos retos, a una edad ya avanzada y sabiendo que si se queda en el equipo madridista sólo será para seguir en su rol actual.

 

Nacho

 

Nacho ya habría llegado a un acuerdo personal con la Roma, según todomercadoweb. Sólo faltaría un acuerdo entre los italianos y el Real Madrid, aunque el club no pondrá pegas a su salida. Cree que Nacho se ha ganado el derecho a decidir. Lo único en lo que discrepan transalpinos y madrileños es en la forma de cesión. Mientras la Roma quiere disponer de una opción de compra para el próximo curso, el Madrid no va a permitirlo. Cree que cuando Pepe abandone la entidad, algo que sucederá más pronto que tarde debido a la edad del portugués, Nacho regresará para ser el tercer central y tener más peso en el equipo. En todo caso, parece que el cierre de la operación es cuestión de días.

 

Impacto en el vestuario

 

La salida de Nacho Fernández puede suponer más cosas de las que muchos creen dentro del Real Madrid. Puede no ser un habitual en las alineaciones, pero es un miembro muy querido dentro del vestuario, especialmente por los jugadores españoles, y una ayuda buenísima para los chicos de la cantera. Además, Zinedine Zidane contaba con él, aunque en esta ocasión tendrá que acatar lo que decidan tanto la entidad como el jugador. Un ejemplo de que el técnico francés también sabe escuchar.