Los dos fichajes del Barça que Messi echó por tierra

El argentino evitó alguna llegada al conjunto azulgrana

No es ningún secreto que Leo Messi influye y mucho a la hora de elegir fichajes para el Barça. Este verano el argentino ha parado la llegada de dos jugadores al Camp Nou.

 

La primera fue la de Iñigo Martínez. El '10' veía al central como una amenaza para su amigo Mascherano, y en año de Mundial 'el jefecito' no puede permitirse estar sin minutos de juego. El Barça descartó la llegada de un zaguero.

 

Más tarde, Messi también puso en duda la llegada de Mesut Özil. Leo no ve al alemán como un buen refuerzo para el conjunto azulgrana, y así se lo hizo saber a la directiva. Finalmente el club no se lanzó a por el alemán.

 

Eso sí, Leo está decepcionado por el hecho de que ni Di María, ni Dybala, ni Coutinho hayan fichado este verano. Desde luego, el mercado del Barça no ha ido como Messi quería.