River hizo valer su enorme jerarquía para despachar a Atlanta

COPA ARGENTINA. El peso de sus individualidades marcó la diferencia sobre un digno rival; el Millonario espera en semifinales a Olimpo o Morón

Escribe: Redacción de Argentina

 

Ya estaba entre los cuatro mejores de América y ahora también se encuentra entre los cuatro mejores del país. River tendrá en la Libertadores una enorme obsesión pero quiere retener a toda costa la Copa Argentina, donde anoche se instaló en las semifinales tras vencer a Atlanta. El equipo de Marcelo Gallardo hizo valer su mayor jerarquía individual para destrabar con simpleza un encuentro que hasta el minuto 44 parecía complejo. Por un lugar en la definición, chocará con el vencedor de Olimpo-Morón.

 

 

Nada hacía presumir que el entretiempo encontraría a River con la serie prácticamente definida. Es que a pesar de tener pelota y campo, le costó horrores llevar riesgo hasta Lugo. Gonzalo Martínez y De la Cruz aparecieron en cuentagotas e Ignacio Fernández no lograba engancharse. Encima Atlanta se plantó para cerrarle todos los caminos al gol a su rival, armando un bloque defensivo compacto.

 

 

Aunque Lux quedó excesivamente lejos, su arquero casi no pasó sobresaltos. Pero River tiene demasiada jerarquía. Y en una jugada, o en un minuto es capaz de acabar con toda planificación. Eso ocurrió en los 60 segundos finales. Primero el Pity jugó con Scocco, quien de manera inteligante habilitó a Saracchi, que con un zurdazo alto al primer palo rompió la paridad.

 

 

Los hinchas del Millonario todavía estaban festejando la conquista cuando los centrales del Bohemio se equivocaron feo, Nacho Fernández robó y definió de zurda sobre la salida del arquero. Costaba explicar un 2-0 después de un primer tiempo tan pobre de parte de River. Pero por algo es un equipo que se encuentra a dos eslabones de ser el rey de América y su rival, un conjunto correcto de la tercera categoría.

 

 

Etapa tranquila
Los 45 minutos restantes estuvieron de más. Se sabía que la resistencia de Atlanta acabaría con el primer gol y por eso no extrañó que la etapa fuera a pedir de River. Sin hacer un gran partido, dominó con comodidad, gestando muchas chances, haciendo revolcar a Lugo hasta que a los 30 el Pity Martínez amplió la diferencia.

 

 

El descuento de Martínez hizo enojar a River, que respondió con una cuarta conquista, a cargo de Auzqui.
La diferecia fue lógica. ¿Las razones? Varias. La primera y principal, la diferencia de jerarquía

 

 

RIVER 4
ATLANTA 1

 

G. Lux 6
---
G. Montiel 6
J. Maidana 7
J. Pinola 7
M. Saracchi 7
---
Ignacio Fernández 7
L. Ponzio 5
Enzo Pérez 6
Gonzalo Martínez 7
---
N. De La Cruz 4
----
I. Scocco 6


Suplentes: A. Batalla, Jorge Moreira, M. Casco e Iván Rossi.
DT: Marcelo Gallardo.

R. Lugo 5
---
M. Bettini 4
N. Bianchi Arce 4
N. Tecilla 5
A. Ochoa 4
---
Gaspar Vega 4
N. Previtali 4
---
F. Monserrat 5
Leonel Álvarez 4
Braian Miranda 4
---
F. Pedrozo 5
Suplentes: G. Brambatti, Guillermo Sánchez, Mauro Bazán y Jonatan Cháves.
DT: Francisco Berscé.

Cambios: En River: 30m ST Ariel Rojas por Pérez y C. Auzqui por Scocco, 39m ST R. Borré por Fernández.
En Atlanta: ST Adrián Martínez (6) por Previtali, 19m ST Brian Oyola por Álvarez, 34m ST J. Ochoa por Monserrat

Goles en el primer tiempo: 44m Saracchi (R) y 45m Fernández (R).
Goles en el segundo tiempo: 30m Gonzalo Martínez (R), 36m Adrián Martínez (A) y 38m Auzqui (R).
Árbitro: Germán Delfino (7).
Asistentes: Alejo Castany y Diego Romero.
Estadio: San Juan del Bicentenario.
Público: 15.000.