Luis Suárez le suelta una confesión bestial a Messi después del Barça - Olympiacos

El uruguayo tuvo unas palabras con el '10'

Luis Suárez no consiguió encontrar puerta ante el Olympiacos. A nadie se le escapa que el uruguayo no ha empezado la temporada de la mejor manera. No se está viendo a ese delantero que aprovechaba todas las oportunidades que tenía. Y hay una razón. 

 

El '9' del Barça lleva tiempo arrastrando unos problemas en la rodilla. Así se lo confesó ayer tras el partido a Messi. Está tocado y no puede dar el 100%. 

 

De hecho, en el tramo final del encuentro se pudo ver a Suárez renqueante después de un golpe con un defensor. Tiene mal la rodilla, y eso no le permite brillar como hacía antes. 

 

Tal es el dolor que encima de la mesa está la posibilidad de que el uruguayo deba pasar por el quirófano. Una operación que tendría lugar a finales de diciembre y que lo mantendría apartado de los terrenos de juego durante un tiempo. 

 

El uruguayo se resiste, pero sabe que no puede seguir jugando así. Se viene un problema y de los gordos para el Barça.