“No me gusta que me comparen con Bianchi”

Gallardo se mostró reacio a la semejanza, aunque elogió a su colega

 

Marcelo Gallardo vive un momento especial en River. Si bien cuenta con el apoyo unánime de los hinchas y de los dirigentes, los dos golpes consecutivos -eliminación de la Libertadores y derrota en el superclásico- rodearon al DT de un ambiente cargado de suspicacias y suposiciones. Y, a esto, se le agregó una comparación que fastidió al entrenador.

 

 

“No me gusta que me comparen con Bianchi, no me gusta ningún tipo de comparaciones. Y no por Bianchi. Que te identifiquen con un tipo que logró tanto, un entrenador que marcó una era, es motivo de orgullo, pero después no creo que tengan la misma identificación. Cada uno vive su etapa de acuerdo a cómo la piensa. Si vamos a comparar con un logro deportivo puede entrar, pero después cada uno hace su vida. No me gustan las comparaciones”, señaló el Muñeco en La Red sobre la comparación entre los títulos que han logrado ambos técnicos.

 

 

Acto seguido, se refirió a su continuidad al mando del plantel: “La decisión de seguir no pasaba por ganar o perder la Copa. No es una continuidad con superpoderes, es una cuestión de proyecto, de a dónde queremos llevar el modelo de club. Acá no se trata de que me entreguen la llave a mí; esto es un trabajo de equipo. Es bastante complicado que un técnico dure tres años en un mismo club, se tienen que dar un montón de situaciones. Vivimos en la vorágine del resultado”.

 

 

Eso sí, aclaró que “lo que ya se logró, se logró. No por eso yo tengo una plaza asegurada por todo lo que gané. No me quedo en River a hacer la plancha”. “Me siento parte importante de este proyecto, pero si no gano nada en un año comenzarán los cuestionamientos”, agregó.

 

 

Algunos retoques
Es lo que quiere Gallardo a la hora de hablar de refuerzos: “No haremos muchos cambios, sí retocar en algunos lugares. Necesitamos cambios puntuales. En la delantera es donde más hemos sufrido: teníamos cinco delanteros al inicio de la temporada y nos quedamos con dos. Hasta el momento nosotros no hemos levantado el teléfono para hablar de refuerzos”.