Carlos Sainz calla el mayor escándalo de McLaren

El español no abre la boca

Carlos Sainz pone al buen tiempo mala cara. El piloto de McLaren ha heredado el volante de Fernando Alonso y los problemas de una escudería, la de Woking, que sigue siendo un cuadro.

Una realidad que, aún así, Sainz, y como hiciera Alonso, calla.

"Tras dos semanas de test de pretemporada productivas, estoy emocionado por empezar la temporada 2019. Melbourne es el lugar perfecto para comenzar, siempre recordaré mi debut en Fórmula 1 allí y mis primeros puntos en el Campeonato. Tengo ganas de mi primer fin de semana de Gran Premio con McLaren. Los test de pretemporada fueron clave para completar mi integración dentro del equipo", explica Sainz.

"Confío en el trabajo que he hecho junto a mis ingenieros y me siento en forma y listo para salir a la pista. Ya es hora de competir y de ver en qué posición estamos en comparación con nuestros rivales. He echado de menos la F1 durante el parón... ¡mucho!", insiste.

Una maquillaje que cuenta con la ayuda del jefe del equipo McLaren, Gil de Ferran, apunta: "Aquí estamos al principio de lo que parece que será una temporada de F1 emocionante. Como a toda la gente a la que le apasiona la F1, en McLaren tenemos ganas de este momento. A pesar de las dificultades que existen para sacar un orden preciso de la parrilla a partir de los test, una conclusión de la que podemos estar seguros es de que esta temporada será apretada", espeta.

Y concluye: "Además de dar a luz al MCL34 de la mejor forma posible, hemos trabajado durante el invierno en integrar a Carlos y a Lando en el equipo. También nos hemos preparado como grupo, hemos intentado mejorar cada aspecto de nuestros puestos. La pretemporada fue productiva y útil para nosotros, ya que hemos cumplido con nuestros objetivos de manera satisfactoria. El viaje sigue esta temporada, con otra batalla épica a lo largo del año", concluye.

Las palabras de siempre, que suenan al mismo discurso que al que soltaba Fernando Alonso cada inicio de curso, y que un capo de la F1, Helmut Marko, se ha cargado de un solo plumazo con una afirmación que deja en ridículo a Sainz, De Ferran y McLaren.

Ferrari está delante. Luego estamos nosotros junto a Mercedes. La parte media está muy apretada con Sauber, Alfa Romeo, Renault… Y luego está, McLaren y Williams detrás”, atiza el capo de Red Bull.

¿Tendrá razón? El GP de Australia, la primera carrera de la temporadas, será el mejor test para comprobarlo.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información