Jorge Lorenzo está muerto en Ducati: la guerra estalla en Italia (y la puñalada de Dovizioso)

Jorge Lorenzo está muerto en Ducati: la guerra estalla en Italia (y la puñalada de Dovizioso)

'Dovi' mueve ficha en privado

Jorge Lorenzo desobedeció la orden de Ducati de dejar pasar a Dovizioso y en Italia ni se lo perdonan, ni se lo van a perdonar.

 

La campaña que pide que ‘Dovi’ sea, por méritos, el nuevo piloto número uno de Ducati el próximo año está en marcha con puñalada por la espalda incluida del piloto italiano que no busca polémica en público, pero está agitando a la prensa amiga para acabar con el español en privado.

 

Lorenzo defendió al desobediencia en la rueda de prensa posterior, pero el daño ya estaba hecho. "Dovizioso no tenía ritmo en todo el fin de semana. Ha sido una pena que se haya jugado el título en uno de los peores circuitos para él de todo el Mundial, porque si hubiese sido en otra pista habría ido más rápido. Yo, en cambio, he ido rápido todo el fin de semana con un ritmo similar al de Márquez. Tenía ya al grupo delantero a siete décimas y a pesar de recibir mensajes del equipo que me sugerían que dejara pasar a ‘Dovi’, sabía que lo mejor para todos, para mí, para Ducati y para Dovizioso, era seguir tirando hasta el final ya que tener mi rueda justo delante le hacía mejorar esa décima o dos que le permitía mejorar su ritmo. Todo el fin de semana le faltaba medio segundo y en carrera únicamente una o dos".

 

A los italiano, las explicaciones de Jorge no les han servido para nada. El español está crucificado.

 

 La prensa en Italia señala lo hecho por Jorge como “una vergüenza” y la guerra con los grandes medios trasalpinos avisa de funeral para Jorge.

 

La enganchada de Lorenzo con varios periodistas de La Gazzetta dello Sport se fue de madre, al punto de ser un bochorno que deja a Lorenzo tocado y hundido: "¡Tú has desobedecido órdenes de Ducati!", le gritó uno de los capos de La Gazzeta.

 

Lo dicho: cuenta atrás para Lorenzo en Ducati/Italia.