¡Vaya salvajada de Sergio Ramos!: la lía al final del Real Madrid-Girona (y vas a alucinar)

Bombazo en Montilivi

Partido sin mucha historia en Montilivi. El Real Madrid llegaba a Girona con la eliminatoria encarrilada tras el cuatro a dos de la ida y despejó las dudas que podían quedar en la primera parte.

Los dos tantos de Karim Benzema antes del descanso sellaron el pase del equipo de Santiago Solari a semifinales. Ya en la segunda mitad, Pedro Porro, un futbolista en l aagenda de Florentino Pérez, recortó distancias y maquilló el marcador, pero Marcos Llorente, protagonista de un brillante choque, finiquitó cualquier atisbo de esperanza con un gran gol desde fuera del área.

El cuadro blanco ha desatado su euforia al final del encuentro. El Real comienza a remontar el vuelo y con esta ya van cuatro victorias consecutivas, pocos días antes del reinicio de la competición fetiche: la Champions League.

Pero antes, habrá que sellar el pase a la final de la Copa del Rey, la otra competición con posibilidades de ganar. El viernes a la 13 tendrá lugar el sorteo en el Benito Villamarín, sede de la final.

Y Sergio Ramos no tiene dudas: quiere al Barça. El Madrid ha escuchado las declaraciones de Messi, Piqué y compañía y tienen ganas de revancha tras el cinco a uno que le endosaron en octubre.

Para ganar la Copa, hay que jugar contra el equipo azulgrana, y el vestuario del Real prefiere hacerlo en semifinales antes que en la final, a partido único. En Chamartín quieren ser los verdugos que eviten un posible triplete de los de Valverde.

Mañana sabrán si sus sueños se cumplen…

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información