El Celta se queda a las puertas de incendiar Old Trafford

El club vigués rozó la remontada en unos últimos instantes cargados de tensión en los que el argentino Roncaglia, autor del tanto del empate, y Bailly fueron expulsados

El Celta se quedó a las puertas de incendiar Old Trafford. El conjunto gallego, en un final vibrante y cargado de tensión, estuvo a punto de conseguir lo impensable: eliminar al Manchester United y plantarse en la primera final de la Europa League de su historia. Llegar hasta las semifinales ya fue un hito que habría palidecido ante lo que habría sido toda una machada del conjunto que entrena el argentino Eduardo Berizzo. Su compatriota Facundo Roncaglia fue a la vez héroe y villano: marcó el tanto del empate, cuando el partido ya moría, pero fue expulsado casi acto seguido tras un rifirrafe entre varios jugadores por el que también vio la roja Bailly.

 

 

Las cosas habían empezado muy mal para un Celta que vio como Felaini, tras un fallo en el marcaje de Pablo Hernández, batía con un remate de cabeza y casi a bocajarro al meta del conjunto vigués, Sergio Álvarez, tras un medido centro de Rashford, el héroe para los ingleses en Balaídos. El tanto espoleó al equipo de Berizzo, que empezó a poner cerco a la meta de Sergio Romero, pero con más ganas que puntería. Los locales, mientras, se limitaban a contemporizar el duelo, sabedores de su ventaja. Su desidia pudo costarles muy cara. El gol de Roncaglia, a seis minutos para el final del tiempo reglamentario, les dio a los gallegos unas alas en parte recortadas por la expulsión del argentino.

 

Los nervios de unos y otros y la tensión del partido desembocaron en un final cargado de adrenalina, en el que el United vio como se le anulaba un tanto que podría haber sido definitivo y los visitantes rozaron la gesta en una acción final en la que Beauvue, tras plantarse prácticamente solo ante el meta argentino de los ingleses, decidió buscar un pase de la muerte que no pudo ser aprovechado por Giudetti. El sueño, dado por perdido durante tantos minutos, se le escurrió al final entre los dedos al Celta.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información