Tremendo: Ahora se queda y no solo eso, ¡va a ser titular!

Sonó para salir hacia algunos de los grandes de Europa pero se queda y será clave

Este verano está demostrando que no siempre el cántaro se rompe, de hecho muchos grandes de Europa han tenido que recular en sus acciones iniciales que tenían prefijadas para algunas de las piezas con las que no contaban. Visto lo visto, no hay dinero suficiente para ofertar una ventana loca y voraz, por lo que es mejor lo malo conocido que lo bueno por conocer. Aunque en muchos casos ni siquiera se haya dado la posibilidad de explorar esas posibilidades, ya que las cifras marean con solo verlas.

Ahí está el caso de Gareth Bale, uno de los más sonados, al que hace unas semanas se le daba la patada en boca de su entrenador, Zinedine Zidane, y este fin de semana no solo formó parte del equipo sino que fue uno de los once elegidos para inaugurar la temporada liguera del Real Madrid, siendo uno de los destacados. Ahora nadie piensa mal de Bale, y solo se concibe en la casa blanca que rinda a buen nivel y alcance su techo, toda vez que la etiqueta del crack se le ha pasado a Eden Hazard, lesionado durante un mes, y eso puede liberarle de la presión.

Gareth Bale, en Balaídos

Aunque el caso del galés no es el único. En varios de los clubes preponderantes de Europa ha habido piezas que tenían un pie fuera y ahora son partes fundamentales del equipo. Mucho se habló de Michy Batshuayi como el delantero que tenía que buscarse equipo en el Chelsea, sonó para el AS Roma, ya que andaba por detrás de Tammy Abraham y Olivier Giroud.

No es que su situación haya variado totalmente pero sí parcialmente: ahora el club no quiere venderle, al menos hasta enero, y el jugador quiere ganarse un puesto para llegar a la Eurocopa de 2020 con Bélgica, cree que la pasarela de Londres es mejor que otras de menor calado mediático. Y así se lo ha hecho saber a su técnico, Frank Lampard, la que le ha declarado su interés por tratar de disputar la titularidad del ataque Blue