El delantero escogido por el Barça: no te lo vas a creer

La situación de locura de Can Barça puede acabar con el turco en el club…

Cuando parece que en el Fútbol Club Barcelona no puede haber más lío, es entonces cuando el club catalán parece ponerse el mono de trabajo y seguir teniendo la capacidad de sorprender a propios y extraños. Si el último mes de Abidal, Bartomeu, Oscar Grau y la plantilla han sido para olvidar, parece que lo que está por llegar hará bueno a todo lo vivido.

En enero Luis Suárez anunció que finalmente estaría cuatro meses de baja en lugar de los dos iniciales y el Barcelona buscó un delantero en el mercado sin mucho ahínco ya que Abidal y su equipo de la Secretaría técnica confiaban en los Messi, Griezmann, Ansu Fati y Dembelé para sacar la temporada adelante en lo que a la delantera se refería. Es más, tanto era así que se deshicieron de Carles Pérez, canterano y atacante que salió a la Roma así como los dos delanteros del Barça B que también abandonaron el club.

Ahora bien, la recaída del mosquito Dembelé, quien se quedará también sin temporada, ha provocado que el Barcelona tenga que fichar a un delantero porque de lo contrario, ante cualquier inconveniente de los únicos tres que hay ahora mismo, Setién se vería obligado a atacar con centrocampistas en posiciones de ataque, algo que parece de broma para un club que este año ha superado los 1000 millones de presupuesto.

Quique Setién

En el listado de objetivos han salido a la palestra, y por orden cronológico, Ángel del Getafe, Loren del Betis, Stuani del Girona, Wiliam José de la Real Sociedad, Lucas Pérez del Alavés y Budimir del Mallorca. Cada nombre más sorprendente que el anterior a excepción de William José que si tiene un perfil más Barça. El sorpreson mayúsculo ha saltado cuándo se ha filtrado el nombre del turco Enes Unal, delantero del Real Valladolid aunque propiedad del Villarreal hasta junio de 2022. Está valorado actualmente en 4 millones de euros.

La última experiencia turca en el Camp Nou no salió especialmente bien y Arda Turan tuvo que salir por la puerta de atrás tras un fichaje prometedor. Unal tiene ante sí la misión de hacer cambiar de parecer al socio culé con su opinión de los jugadores turcos.