Florentino Pérez cierra el acuerdo bomba: “Trato hecho” (fin al culebrón)

Se hará oficial en los próximos días, es inminente

Paso a paso. Florentino Pérez ha mantenido el guion que se había planteado desde el inicio de las negociaciones con cada uno de los clubes con los que tenía abiertos tratos por futbolistas interesantes para Zinedine Zidane. Ni siquiera la caída estrepitosa en el derbi del MetLife Stadium, donde los de Zizou recibieron uno de los correctivos más sonrojante que se le recuerdan al equipo blanco y venido de su vecino capitalino, ante el Atlético de Madrid por tres goles a siete, han hecho variar un ápice su estrategia en cuanto al rumbo. Otra cosa es la velocidad de crucero.

Eso sí, porque la masa social aprieta. El Madrid de Zidane no da signos de resurgir tras la desastrosa temporada pasada en la que el míster francés acumuló un final de campaña decididamente lamentable a vistas de los seguidores, que ya empiezan a cuestionar todo el proyecto.

Cabe recordar que la apuesta del entrenador galo es arriesgada. Le ha declarado la guerra a James Rodríguez, Gareth Bale y Dani Ceballos, tres activos de aparente mucho valor futbolístico; ha defenestrado a Sergio Reguilón y ha perdido a Marco Asensio. Su mala imagen en este pretemporada, arrastrada desde la pasada temporada, y la compra de suplentes, salvo Eden Hazard, sitúan al míster en una posición compleja. Florentino está preocupado, pero Zidane le asegura que todo cambiará cuando llegue Pogba.

Bale y Florentino Pérez, en una celebración

Se la juega a una carta, una sola cara nueva más que debe modificar la suerte del equipo, hoy sin rumbo. Florentino Pérez confía en Zizou y está dando el resto por el mediocampista francés. De hecho, por él es por lo que se ha rechazado la oferta del Jiangsu Suning por Gareth Bale, el Madrid va a incluir al galés en la oferta definitiva por Paul Pogba: 150 millones más el expreso de Cardiff.

Florentino, en este sentido, juega con el as en la manga de saber que en Manchester sí interesa el galés y por ese precio, es decir a un coste prácticamente cero, el Manchester sí puede hacerse cargo de la ficha del jugador. Falta limar flecos, que serán numerosos, pero Pogba se va a vestir de blanco y, muy posiblemente, Bale de rojo.