Florentino Pérez tiene que intervenir: El lío más feo de Sergio Ramos

Bronca en el Real Madrid

El partido ante la Roma de Paulo Fonseca volvió a dejar claro que el Real Madrid tiene mucho trabajo por delante si quiere luchar por los títulos esta temporada. En defensa volvieron a vérsele las costuras a todo el equipo y en ataque hubo varios jugadores que demostraron que todavía están muy lejos de estar en una versión aceptable de su fútbol.

El ejemplo más claro (y lo ha sido durante toda la pretemporada) está en un Eden Hazard que volvió a mostrar sus carencias sobre todo físicas en este mes de agosto al que ha llegado sin ningún tipo de forma.

Al final del partido, el capitán Sergio Ramos fue a hablar con el delantero belga en privado y parece que saltaron chispas. El central andaluz reprochó a la nueva estrella del Real Madrid que se le ha fichado para que rinda y que no está tomándose en serio al Real Madrid.

El ambiente estuvo tan caliente que finalmente tuvo que intervenir un Florentino Pérez que mandó un mensaje a ambos: la imagen del Real Madrid hay que cuidarla en todos los sentidos, y no solo en lo físico, en clara alusión a que Sergio Ramos no podía tomarse esas libertades de dar broncas en las vomitorias de los vestuarios de un campo que no era el suyo. 

El capitán del Real Madrid parece que ya tuvo suficiente el año pasado con la falta de profesionalidad en algunos tramos de la temporada de Marcelo Vieira e Isco Alarcón y esta campaña no quiere dejar que el equipo pierda opciones de victoria porque sus mejores jugadores deciden no cuidarse y perjudicar al colectivo de manera clara. 

Hazard lleva un planning físico individualizado desde que llegó a la pretemporada, aunque por ahora sigue muy lejos de alcanzar un estado de forma óptimo.