Jugará con Neymar: traiciona a Messi y a Valverde y se despide del Barça

Una estrella culé se marcha al PSG

Neymar pasa por el momento más delicado de su vida. Alejado de su mejor nivel, perseguido por las lesiones y, ahora, también por la justicia, después de la demanda por una presunta violación.

Desde que llegó a París, en el año 2017, las cosas han ido de mal en peor, tanto dentro como fuera del campo. Por ello, se plantea seriamente abandonar el PSG lo antes posible. 

Algo que la directiva quiere evitar a toda costa. Intentarán retenerle de la manera que sea y ya le han transmitido que, pida lo que pida, harán un esfuerzo por que sus deseos se cumplan. Y el brasileño tiene uno muy claro.

En una situación tan dura, le gustaría tener a su lado a su mejor amigo, que le ayude a superar este bache y para que se sienta más respaldado en Francia, un país al que nunca se ha adaptado del todo bien. ¿Y quién es su mejor amigo? Pues Philippe Coutinho, como todos sabemos.

Son inseparables desde que se conocieron en las categorías inferiores de la selección y ambos han estado siempre en contacto, a pesar de la distancia. Ahora, podrían volver a coincidir, pero, esta vez, en el mismo club, algo que nunca se ha dado.

 

El Barça no pondrá obstáculos a la salida de un futbolista por el que pagó 160 millones de euros y cuyo rendimiento ha sido paupérrimo. La paciencia se ha agotado y escuchará ofertas que ronden los 100 ‘kilos’, porque recuperar lo invertido, asumen, es una misión imposible.

Los primeros contactos ya se han producido entre el agente de ‘Cou’ y el Paris Saint-Germain. Tras el fichaje de Antoine Griezmann, que está a punto de caramelo si bien aún no se ha anunciado, aún tiene más ganas de salir. 

Allí podrá tener más protagonismo que en el Camp Nou.