Messi corta siete cabezas en el Barça (y hay sorpresas sonadas)

Se acelera la operación salida en el Camp Nou

Leo Messi ha pasado la lista de bajas a la directiva del Barça, de aquellos jugadores que no tienen hueco en la plantilla y deberán abandonar el equipo o de aquellos que no son imprescindibles y podrían dejar una cantidad importante en las arcas, que serviría para financiar la incorporación de estrellas como Antoine Griezmann o Neymar Junior.

El primero en hacer las maletas, si nada se tuerce, debería de ser Rafinha Alcántara. Se ha acabado la paciencia con el hermano de Thiago, que nunca ha llegado a consolidarse como se esperaba, también por culpa de las constantes lesionas graves que ha sufrido. Su futuro apunta al Valencia de Marcelino García Toral, que pagará cerca de 15 millones de euros por él.

Le seguiría Jean-Clair Todibo, que no ha convencido a Ernesto Valverde en estos seis últimos meses. Todo hace indicar que saldrá cedido a un equipo de Primera División en el que pueda tener continuidad. El mismo camino hará Malcom, fichado por 40 ‘kilos’ el verano pasado, procedente del Girondins de Burdeos, y que no ha cuajado. En la Premier League, el Arsenal y el Everton ya se han mostrado dispuestos a acogerle.

Y aquí empieza lo gordo. Salidas multimillonarias que dejarían un buen pellizco. Comenzando por la de Ivan Rakitic, que teme que su importancia vaya a menos tras el fichaje de Frenkie de Jong y la eclosión de Arthur Melo y Carles Aleñá. A sus 31 años, en el Camp Nou no descartan su venta si reciben algo más de 50 millones.

Otro por el que se escuchan ofertas es Nelson Semedo. Su rendimiento ha convencido, pero no ha enamorado. Se hizo una apuesta fuerte por él, pagando 35 ‘kilos’ al Benfica en 2017, y nunca ha dado la sensación de ser indiscutible. Es más, Valverde ha apostado por Sergi Roberto de titular en las grandes citas. Si reciben una oferta atractiva, la estudiarán. 

Lo mismo que con Ousmane Dembélé. Ha sido muy irregular y las lesiones le han impedido tener continuidad. Aún tiene 22 años y se confía en su potencial, pero si llega una propuesta que iguale o supere los 150 millones que pagaron en su día al Borussia Dortmund, se aceptará. Además, la probable llegada de Griezmann y Neymar le cierra las puertas.

Por último, Philippe Coutinho. Aquí si que no hay dudas. Está en la lista de transferibles. Su rendimiento ha sido decepcionante y es, sin duda el peor fichaje de la historia del Barça y muy posiblemente del futbol mundial, teniendo en cuenta el precio que pagaron.

 

Esperan librarse de su ficha y recibir cerca de 100 ‘kilos’ por él.