Mourinho pasa la lista de altas y bajas a Florentino Pérez

El luso tiene un plan de locura

José Mourinho llegará al Real Madrid y prepara la escoba. Tiene en mente una revolución en la plantilla para volver a aspirar a todo. Y todo comenzaría en la portería, donde se desharía de Thibaut Courtois, a años luz de su mejor versión, y al que ya tuvo a sus órdenes en el Chelsea. Pero le guarda rencor desde que, en 2017, afirmara que su Manchester United ‘jugaba sucio’.

Su lugar sería para un portero de garantías y que dé puntos por sí mismo. En este sentido, podrían hacer un importante desembolso e ir a por Jan Oblak o buscar una solución algo más económica, como Fernando Pacheco o David Soria, para competir con Andriy Lunin, cedido al Valladolid. En defensa, ya hay dos que se pueden dar por despedidos: Sergio Ramos y Marcelo.

Su enemistad con el primero ya es de sobra conocida, y pediría a un galáctico como Kalidou Koulibaly o Milan Skriniar para relevarle, mientras que su relación con le brasileño tampoco es buena. Apostaría por Ferland Mendy y por el fichaje de otro jugador de garantías, como Raphaël Guerreiro, del Borussia Dortmund, que acaba contrato en verano y aún no ha renovado.

En el centro del campo, independientemente de las salidas, pide dos incorporaciones: un pivote defensivo y un interior. Paul Pogba, con el que tuvo muchos roces en Old Trafford, está descartado, y prefiere a un Christian Eriksen que también queda libre en verano y podría llegar a un coste reducido incluso en enero. Y para pelear con Casemiro, su opción predilecta es N’Golo Kanté, aunque está muy complicado.

Para el ataque, no confía del todo en Karim Benzema y quiere fuera a medianías como Luka Jovic, Brahim Díaz, Mariano, Lucas Vázquez… tan solo quiere quedarse con Eden Hazard, Vinicius Junior y poco más. James Rodríguez, Isco Alarcón y Gareth Bale deberían ganarse el sitio. Porque pediría un fichaje ‘top’ para la banda derecha, como Kylian Mbappé.

Y para el ‘9’, a un goleador como Harry Kane o algo por el estilo.