El Real Madrid mete a Isco en un fichaje de Zidane

El '22' puede abaratar una operación

El Real Madrid comienza a olvidarse de Neymar, que prefiere al Barça, de Joao Félix, que lo tiene hecho con el Atlético de Madrid, y de Kylian Mbappé, al que el PSG no dejará salir, y se centra en Sadio Mané, un jugador que resulta del completo agrado de Zinedine Zidane.

A pesar de que el Liverpool se muestra reacio a dejarle ir, pide un dineral y quiere renovar su contrato, Florentino Pérez confía en llegar a un acuerdo y, además, cree que Jürgen Klopp ha encontrado a un sustituto de garantías, Ousmane Dembélé, por el que ya negocia.

Aunque, lógicamente, las conversaciones con los ‘reds’ por el senegalés no serán nada fáciles, pues es pieza clave y ha sido una de las grandes estrellas de la gran temporada que han realizado, siendo el pichichi en la Premier League junto a Mohamed Salah y Pierre-Emerick Aubameyang y haciendo un gran papel en Champions, trofeo que han conquistado.

180 millones de euros piden desde Anfield. Una suma estratosférica a la que, obviamente, el Madrid no plantea ni acercarse. Su tope son 120 ‘kilos’. Aunque, como era de esperar, ‘Flo’ tiene un plan para abaratar la operación de manera considerable.

Y ese es incluir a Isco Alarcón, que no cuenta para Zidane, que prefiere retener a Marco Asensio, y que resulta del total agrado de Klopp, quien ya intentó llevárselo cuando estaba en el Borussia Dortmund.

La oferta del Real sería de 65 ‘kilos’ más los servicios del malagueño, a quien tasan en 80. En total, 145, una cantidad considerable, pero que no acaba de convencer a los ingleses, que valoran al ‘22’ en 60, viendo su paupérrima temporada, por lo que pedirían casi el doble de dinero, 120 millones, además del internacional español. 

El trato, pues, parece que está bastante lejano.