El tremendo enfado de Sergio Ramos con Florentino Pérez tiene dos víctimas

El andaluz espera darle la vuelta a la situación.

El mal año deportivo del Real Madrid se vio afectado por diferentes conflictos que se presentaron con el entrenador y Florentino Pérez. Santiago Solari logró traer cualquier problema del pasado que tenían los futbolistas con su presidente, dañando el ambiente dentro de la institución.

El jugador que mayor peso tiene actualmente en la plantilla merengue es Sergio Ramos, el central blanco cumplió 14 temporadas en el Madrid y sus actuaciones le han permitido tener un puesto privilegiado en la historia del club, o al menos eso era lo que él pensaba.

Con los rumores de salida de varios jugadores, Ramos pensó que podía estar incluido en esa lista por su edad, incluso desde China los clásicos equipos lo estaban tanteando con cantidades que solo el ingreso económico de un país puede pagar, pero el Real Madrid desea que su capitán se mantenga en el proyecto. El defensor avisó a la dirigencia y cuerpo técnico que deben renovarlo porque no tienen otro reemplazante de su nivel en la plantilla, ya que Nacho y Militão están un escalón por debajo del de Camas.

Aunque Ramos decidió quedarse, se encuentra culpando a Zidane del irrespeto hacia los pesos pesados del equipo, porque las incorporaciones están recibiendo un mayor sueldo. 'El Faraón de Camas' en unas declaraciones recientes no dudó en revelar sus intenciones y algunos problemas experimentados, dijo lo siguiente: «Si yo fuera el presidente del Real Madrid me renovaría de por vida. El presidente y yo tenemos una relación de padre e hijo y en esas relaciones siempre hay peleas y discusiones, pero yo siempre he pensado en continuar en el Real Madrid y en retirarme aquí. Al final ha sido una reconciliación entre el presidente y yo».

Para ser justos, el conjunto merengue está en presencia de uno de los mejores zagueros de todos los tiempos, pero Florentino no tiene intención de renovarlo por sus 33 años y el descenso de rendimiento inminente.