Se va del Barça y Valverde no entiende nada

El jugador ya piensa en su nuevo equipo

Sigue el tira y afloja  entre Ernesto Valverde y la directiva. Los problemas han ido surgiendo durante la pretemporada. Evidentemente es normal que durante esta época del año surjan diferentes contratiempos. Pero parece imposible evitar pensar que el Barça está entrando en un terreno donde no suele moverse muy bien. Demasiadas guerras internas y demasiadas luchas dentro de un club acostumbrado a triunfar cuando la paz reina en sus oficinas.

Ya hemos contado los problemas que tiene Valverde en defensa. La no llegada de De LIgt supuso que Umtiti se quedará. Pero el francés no está al 100 por 100 de su rodilla y eso, como es normal, preocupa y mucho a Valverde. Todibo aún no está preparado para dar el salto y es casi el tercer central.

En el medio el problema no es la falta de jugadores. Es justo lo contrario. Sobran. La llegada de De Jong y la confirmación de Aleña como integrante del primer equipo ha hecho que el equipo tenga 7 jugadores para 3 puestos. Con la casi segura titularidad de De Jong y Busquets, queda 1 puesto para 4 jugadores. Artutro Vidal, Rakitic, Arthur y Aleña se juegan ese puesto. Y también Riqui Puig que ya reclamaba minutos con buenas actuaciones.

La Juventus quiere a Rakitic pero es clave para Valverde. Propusieron un cambio con el turco Emre Can. Sacar un jugador para meter otro. No parece que Valverde lo vea muy claro. El Inter ya ha ofertado por Arturo Vidal. Le quiere cedido un año con opción de compra. El Barça solo acepta venta. Quiere dinero ya. Pero Valverde considera a Arturo Vidal clave y ha insistido que tendrá minutos durante el año. No quiere que se vaya. Podemos tener otro problema en la lista del Fútbol Club Barcelona. El Rey chileno puede reinar en Milán. Valverde aún le quiere en Barcelona.