Yerry Mina lo sabe: el tapado del Barça es colombiano (y gusta a Suárez)

Ojo a la sorpresa

En los últimos años el FC Barcelona ha tenido una relación peculiar con el fútbol colombiano. Hace ya tiempo que se escapó un jovencísimo James Rodríguez que todavía estaba por sudamérica cuando los azulgranas lo tantearon, Juan Guillermo Cuadrado sonó cada verano en la época de Luis Enrique en el banquillo culé y posteriormente llegaron dos centrales que tuvieron una trayectoria similar en el Barça, esos jugadores fueron Yerry Mina y Jeison Murillo, ambos fracasaron, pese a que las expectativas eran muy diferente con los dos; el primero llegó para triunfar y el segundo como parche, y ninguno cumplió.

Sin embargo, parece que el fútbol colombiano sigue estando entre ceja y ceja de los ojeadores del FC Barcelona y todo hace indicar que un futbolista cafetero podría llegar este verano para darle descanso a Gerard Piqué como tiempo atrás intentaron sin éxito Mina y Murillo. En esta ocasión es un jugador más que contrastado en el fútbol europeo como es Davinson Sánchez, quien ha estado en el radar culé desde su paso por el Ajax de Amsterdam.

El internacional cafetero llegaría para que Gerard Piqué tenga una garantía detrás que tenga el nivel suficiente para no naufragar en Champions League, y el colombiano ya ha demostrado que no teme esta competición en la que acaba de terminar subcampeón con el Tottenham de Mauricio Pochettino. 

Su llegada supondría la cesión de Jean Clair Todibo, a quien consideran desde el cuerpo técnico que está todavía demasiado verde para ser un jugador importante en el FC Barcelona y prefieren que adquiera experiencia en otros equipos que le permitan tener minutos importantes durante la temporada. 

Por su parte, Davinson Sánchez podría llegar por una cifra cercana a los 55 millones de euros, un precio más que razonable por un jugador que ha demostrado ser muy fiable ante cualquier tipo de delantero.