Zidane pasa de Bruno Fernandes y ofrece otro fichaje (y no es Pogba)

El entrenador del Real Madrid rechaza al luso

Zinedine Zidane está completamente opuesto a la llegada de Bruno Fernandes. El técnico del Real Madrid no ve al internacional portugués como una solución a los problemas que hay en la medular, pues cree que no tiene el nivel requerido. Sí es cierto que sus registros en el Sporting de Portugal son excelentes, pero igual de cierto es que juega en la débil liga portuguesa, de donde han salido algunos fiascos como Jackson Martínez, Nicolás Gaitán o Fabio Coentrao.

Además, tampoco es nada barato. 70 millones de euros es el precio que piden desde el Estadio José Alvalade por él, una cifra considerable. Por ello, el preparador francés prefiere invertir algo más de dinero en un jugador que resulta de su completo agrado y que, a parte, tiene mucho más potencial y futuro por delante: Kai Havertz.

El internacional alemán es la gran estrella de un histórico club como el Bayer Leverkusen, rival del Atlético de Madrid en la fase de grupos de la Champions League. A sus 20 años, lleva varias temporadas siendo indiscutible y, este año, tras la marcha de Julian Brandt al Borussia Dortmund, se ha afianzado aún más si cabe. Es rápido, potente, fuerte físicamente, tiene llegada al área… un perfil de futbolista muy completo, lo que ya le ha valido comparaciones con Michael Ballack.

Su precio, eso si, tampoco sería nada barato. 90 ‘kilos’ es lo que piden por él, una cantidad muy a tener en cuenta, pero tampoco desorbitada, viendo su última campaña. El germano sería, sin duda, un impulso importante a una plantilla muy escasa de efectivos en el centro del campo, tras la marcha de Marcos Llorente al Atlético de Madrid y la cesión de Dani Ceballos al Arsenal. 

Una idea que gusta mucho a Florentino Pérez. Eso si, su contratación tampoco será sencilla por varias razones. La primera, porque desde el BayArena no están muy por la labor de perder a un jugador tan importante a pocos días del cierre de mercado. Y la segunda, pero no menos importante, por la competencia que están dispuestos a realizar clubes como Bayern de Múnich o Paris Saint-Germain.

Ellos también siguen a Havertz.