Zidane tiene dos bombas: los fichajes que pide a Florentino Pérez

No da el mercado de fichajes por cerrado

Zinedine Zidane no da el mercado de fichajes, ni mucho menos, por concluido. Cree que a la plantilla aún le faltan un par de retoques, como mínimo, y que, si no se dan, este curso el Real Madrid no aspira a nada más que volver a hacer el ridículo, como se ha visto a lo largo de la pretemporada y en el segundo partido de La Liga Santander, ante el Valladolid.

Para hacer frente al Barça y al Atlético de Madrid en España y a clubes como Liverpool, Juventus de Turín o Manchester City en Champions League ve fundamental la incorporación, para empezar, de un centrocampista, pues solo dispone de cuatro jugadores para tres posiciones. Y la cosa podría ir a peor si Fede Valverde acaba saliendo cedido al Real Betis, como se especula.

Por ello, sigue insistiendo en la opción que tiene a Paul Pogba como protagonista. Cree que su fichaje es obligatorio, y que hay que traerlo al precio que sea, pues acabaría con los problemas de fuerza física y también puede actuar como pivote defensivo, una demarcación en la que Casemiro no acaba de convencer, precisamente.

Aunque, sin duda, no será ni sencillo ni barato sacarlo del Manchester United, y más ahora con el mercado de fichajes en la Premier League cerrado, lo que les impediría reclutar a un sustituto. Por ello, se barajan alternativas como Christian Eriksen, Donny Van de Beek, Fabián Ruiz…

La siguiente tarea pendiente es reclutar a un central. Solo Sergio Ramos parece convencer del todo a ‘Zizou’, y ya tiene una edad, pues Raphaël Varane y Nacho Fernández están en plena decadencia, mientras que el rendimiento de Eder Militao es una incógnita. Y en este sentido, el nombre que más le gusta es el de Kalidou Koulibaly, jugador del Napoli de Carlo Ancelotti, que brilla gracias a su velocidad, su fuerza y su contundencia. 

Aunque su precio, de casi 100 millones de euros, asusta.