Marc Márquez tiene un plan para liquidar a Jorge Lorenzo en Honda

La jugada del campeón

Mejor cerca, que lejos. El discurso de Marc Márquez ante la llegada impuesta por Alberto Puig, capo de Honda, de Jorge Lorenzo está calculado: paños calientes y ningún rechazo. Al contrario, amabilidad hasta que estalla la guerra.

Marc no será el primero en sacar el puñal, pero manda avisos siempre que puede que no están gustando nada a un Jorge que viene a Honda a por el Mundial.

“Al principio tuvimos nuestros roces, pero ahora tenemos una buena relación. Prefiero tener a un rival directo por el título con las mismas armas que yo, no sabemos si Honda es la mejor moto”, empieza Márquez.

 “De un piloto que ha ganado cinco Mundiales se pueden aprender muchas cosas”, avisa, para rematar: “Puedes haber ganado mucho hasta ahora, que si el año que viene llega uno y te gana, el primer piloto pasará a ser el otro. Cuando entré a Honda les daba mis comentarios al equipo y eso pero el que decidía la línea del motor y demás era Dani Pedrosa. Y poco a poco vas ganando fuerza dentro del box y pasa en todos lados. Si los resultados salen vas ganando fuerza”, explica Marc.

“Cuando tienes a dos pilotos ganadores en un mismo equipo, los dos quieren ganar. Y sólo gana uno”, advierte.

Y es que por más que Lorenzo y Marc tengan la mejor de las intenciones de puertas a fuera, dentro las apuestas están disparadas: habrá lío en Honda. Y de lo más gordos nunca vistos.

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información