Sergio Ramos lo sabe: El crack del Real Madrid que pedirá un aumento para no salir a final de año

El jugador no está contento.

En la plantilla merengue se encuentran jugadores que vinieron como referentes de otras ligas, y a los cuales se les fija un salario acorde a lo que percibían como figuras en sus clubes de origen. Por otro lado, están los futbolistas de la cantera blanca y algunos que son repescados, los cuales no reciben los mismos privilegios salariales.

 

Lo cierto es que esta brecha no tiene mayor discusión cuando dentro de la cancha se nota que el protagonismo lo tienen los que perciben el mayor beneficio económico, pero cuando un jugador de la casa se vuelve titular indiscutible y figura determinante con el equipo, entonces empieza a surgir la necesidad de ser tomado en cuenta a la par que el resto.

 

En Real Madrid, Dani Ceballos llegó para irse adaptando al equipo con tranquilidad. Zidane en su momento no le dio demasiados minutos, a pesar de que en el poco tiempo que estuvo en la cancha, demostró excelentes formas. Posteriormente, con Lopetegui parecía haber llegado su momento, ya que el técnico español lo tenía considerado por encima de Casemiro porque le daba una salida del balón más limpia al equipo, sin embargo, tuvo la mala fortuna de los malos resultados, los cuales provocaron el despido de quien parecía ser su tren a la titularidad en la temporada.

 

Ahora con Solari vive una situación intermedia, aunque cada vez que tuvo la oportunidad de salir al campo, pudo demostrar un nivel bastante alto, y está haciéndose poco a poco un puesto entre las primeras opciones.

 

Ceballos le ha comentado a Sergio Ramos que espera que le renueven para mejorarle el salario, sino se irá a la Premier League, donde tiene una muy buena valoración. El mediocampista considera que no tiene un sueldo acorde a lo que percibe el resto de la plantilla. ¿Merece Ceballos una mejora salarial?

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información